Apple Music cuánto paga

6 de junio 2021 | 5:00 am

Nota del editor: Este artículo es meramente informativo y no representa ninguna recomendación de inversión por parte de EL CEO.

Por Haris Anwar

Las acciones de Apple han estado sometidas a gran presión desde que alcanzaron máximos históricos en enero. Este persistente período bajista suscita dudas entre los inversionistas sobre el potencial de crecimiento de la compañía en el mundo pospandemia.

Apple registró máximos históricos el 26 de enero, alcanzando los 144.30 dólares por acción. El 28 de mayo cerró en 124.61 dólares, con una caída de alrededor del 16%. Durante el mismo período, el índice de referencia NASDAQ se mantuvo casi sin cambios.

Tras una caída de esta magnitud, la tentación de una operación de compra en la caída es difícil de resistir para algunos inversionistas, especialmente cuando esta estrategia ha dado sus frutos repetidamente en el pasado para estas acciones en particular.

Las acciones de Apple han ganado alrededor de un 400% durante los últimos cinco años, casi el doble de la rentabilidad del índice NASDAQ.

A pesar del excelente historial del fabricante del iPhone de recompensar a los inversionistas a largo plazo, algunos analistas están advirtiendo que a las acciones de Apple les queda un duro camino por delante al enfriarse el auge propiciado por la pandemia de comprar el último hardware.

A medida que los empleados van regresando a sus oficinas físicas gracias a la aceleración de las campañas de vacunación en todo el mundo desarrollado, la demanda de hardware para el teletrabajo, incluidos los iPads y computadoras Mac, también podría disminuir.

Además, la creciente escasez de chips del sector de semiconductores podría convertirse en un problema mayor para los futuros volúmenes de producción de la compañía.

Riesgo real a la baja

Según New Street Research, Apple no podrá sostener las fuertes ventas de iPhone 12, su producto estrella, en el año fiscal actual.

La confluencia de eventos que hicieron del iPhone 12 un éxito significa que la demanda se ha adelantado, lo que supone el riesgo de un seguimiento decepcionante en el año fiscal 2022 de la compañía, dijo New Street.

Creemos que hay un riesgo a la baja importante: envíos en el rango de 180-200 millones frente a las expectativas que apuntaban a 234 millones, y una rebaja de la calificación de las acciones a ‘venta’

Además, New Street redujo su precio objetivo para Apple hasta 90 dólares por acción, lo que está un 28% por debajo de donde cerraron las acciones el viernes.

Esta perspectiva extremadamente bajista, sin embargo, no es lo que la mayoría de los analistas de Wall Street están viendo de cara a lo que queda de este año. De los 38 analistas que cubren estas acciones, 31 asignan una calificación de “compra” con el precio objetivo a 12 meses de 159,60 dólares.

Los alcistas de Apple siguen creyendo que las ventas de iPhone de la compañía seguirán siendo fuertes pues cada vez más clientes recurrirán a teléfonos habilitados para 5G.

El analista de JPMorgan Samik Chatterjee dijo en una nota reciente que el ciclo del iPhone 5G no solo está estimulando fuertes actualizaciones y cambios en los consumidores, sino que también está posicionando a Apple para una mayor participación en el mercado general de smartphones.

Chatterjee, al tiempo que elevaba su precio objetivo de 150 a 165 dólares y reiteraba su calificación de “sobreponderadas”, dijo: “Aumentamos nuestras estimaciones de beneficios e ingresos para el año fiscal 2021 ante este fortalecimiento, pero lo más importante es elevar nuestras expectativas de ingresos de iPhone, Mac, iPad y Servicios también”.

Creemos que Apple continuará beneficiándose de una demanda más fuerte impulsada por el ciclo de reemplazo de los usuarios y una mayor oportunidad en cuanto a su oferta de servicios en una base instalada mayor

 añadió el analista.

En el trimestre que concluía el 31 de marzo, sin embargo, la máquina de hacer dinero de Apple no mostró ningún signo de desaceleración. El CEO de la compañía, Tim Cook, cree que iPhone sigue teniendo margen de crecimiento con la reciente presentación de la nueva versión de su dispositivo habilitado para 5G, que está en sus primeros días de crecimiento.

La compañía publicó una cifra récord de ventas trimestrales de 89,600 millones de dólares, un 54% más que un año antes. En general, los ingresos de iPhone para el trimestre de marzo aumentaron un 65% hasta 47,900 millones de dólares frente a la subida del 42% que habían predicho los analistas.

En conclusión

Las acciones de Apple ciertamente están perdiendo parte de su brillo tras el potente repunte durante la pandemia. Este debilitamiento indica que los inversores están siguiendo muy de cerca la cuestión para ver si el éxito empresarial histórico, inducido por la pandemia, puede continuar.

Este enfoque de esperar a ver qué pasa podría someter las acciones de Apple a una gran presión este año a menos que la compañía vuelva a superar de lejos las previsiones de crecimiento de los analistas.

Este texto apareció por primera vez en Investing.com