fbpx

13 de agosto 2019 | 5:00 am

Comercios informales como los mercados sobre ruedas y tianguis, son el siguiente objetivo para la Secretaría de Haciendo y Crédito Público (SHCP) para fiscalizar los recursos por medio de pagos electrónicos y con tarjeta.

A diferencia de éstos, una gran parte de los comerciantes de mercados de colonias y centrales de abasto pagan impuestos porque están dentro de una sociedad mercantil o a través de un régimen general de personas físicas.

El verdadero problema está en los mercados sobre ruedas y tianguis que se rehusan a pagar impuestos. Con las nuevas disposiciones que tenemos, la autoridad podría fiscalizar y recaudar siempre y cuando aplique las disposiciones legales

Salvador Rotter Aubanel, integrante de la Comisión de Investigación Fiscal del Colegio de Contadores Públicos de México.

Por su parte, José Luis Beato González, secretario de Desarrollo Económico de la Ciudad de México comentó que, para el gobierno local es importante el poder fiscalizar y reducir el uso de efectivo porque el país está rezagado en el tema con respecto a otras naciones.

El artículo 91 de la Ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR) estipula que, de haber una discrepancia fiscal, la autoridad está facultada para fijar impuestos a cuatro tipos de personas físicas (en la que se incluyen los comerciantes).

“Si los vendedores no cuentan con ninguna cuenta bancaria, la autoridad tiene la facultad de fijar un monto dependiendo de la forma de vida el individuo y los ingresos que percibe” dijo Rotter.

Central de Abasto da el primer paso

Con el auge del comercio electrónico y las facilidades que brinda comprar desde cualquier dispositivo con conexión a internet insumos de consumo básicos, autoridades y empresas ven una oportunidad de recaudar más.

Tal es el caso de la plataforma de comercio electrónico, Click Abasto, una de las primeras que permite este modelo con la incorporación de métodos de pago electrónicos para comprar alimentos de la Central de Abasto de la Ciudad de México y llevarlos hasta el consumidor final.

Creemos que este tipo de plataformas no eliminará el pago en efectivo, pero sí es una manera de ampliar el mercado y optimizar la comodidad del usuario al pagar con una tarjeta de crédito o débito

comentó María Esther Rodríguez de la Serda, fundadora de Click Abasto.

En tanto, Beato González añadió que con estas iniciativas se promueve la aplicación de pagos electrónicos y mitigan el problema de la economía informal.

Programa extensivo para otros comerciantes

Click Abasto sería la puerta de entrada para otros comerciantes en mercados locales y tianguis para incorporar un modelo similar.

“Nosotros estamos en toda la disposición de colaborar con los mercados y tianguis para acercar el alimento a los consumidores. Lo vemos como una gran oportunidad para a población”, dijo Rodríguez.

Hasta el momento están afiliados 20 bodegueros con Click Abasto y se realizan 300 transacciones diarias con la plataforma con un ticket promedio de 770 pesos.

De esta forma, los consumidores podrán comprar a precios de menudeo que maneja la Central diferentes alimentos sin salir de casa y con la entrega de los productos a la puerta de sus casas en un lapso de 24 horas.

Click Abasto, utiliza sus propios camiones además de un tercero, 99 minutos, que maneja desde camiones, motocicletas hasta bicicletas para realizar los pedidos.

También es posible realizar el pago por medio del monedero de Up Sí Vale o sus cupones, empresa con la que tienen un contrato de exclusividad.