Quesqui-produccion-pemex

5 de octubre 2022 | 5:00 am

Advertisement

 

Una caída ligera, pero inesperada del campo de gas y condensado Quesqui contribuyó a la contracción en la producción de Petróleos Mexicanos (Pemex) en agosto.

En dicho mes, el campo produjo 131,026 barriles diarios de condensados y 482.9 millones de pies cúbicos diarios de gas natural, lo que significó una caída de 5% y 7.1% respecto a julio, respectivamente.

Esto representó el primer retroceso en la producción de condensados desde octubre de 2021 y para la de gas desde febrero de este año, de acuerdo con datos de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH).

Te puede interesar: Quesqui e Ixachi, los campos de gas con gran potencial… pero solo por cinco años

Las cifras de la CNH muestran que Quesqui representó el 59.5% de la producción de hidrocarburos condensados en el octavo mes del año, que fue de 220,284 barriles diarios.

El regulador energético contabiliza la producción del campo ubicado en Tabasco dentro de los condensados, mientras Pemex las integra al cálculo total de producción de crudo.

En su reporte mensual, Pemex indicó que su producción de petróleo con socios fue de 1 millón 691,000 barriles diarios, una caída de 0.95% mensual.

Campo prioritario

Quesqui fue designado al principio de la actual administración como uno de los campos prioritarios y su producción ha ido en aumento.

Por ejemplo, la producción de condensados pasó de 63,684 barriles diarios en agosto de 2021 a 131,026 el mismo mes de este año, un incremento de 105.7%.

Ello ayudó a impulsar las cifras de Pemex en un sexenio que ha colocado el impulso a la producción petrolera entre sus metas.

Sin embargo, si la explotación de los campos no se realiza con las mejores prácticas y una visión de largo plazo, corre el riesgo de que buena parte del petróleo se quede en el subsuelo, comentó Marco Cota, CEO y fundador de la consultora Talanza Energy.

El especialista recordó que históricamente la empresa ha operado muchos campos por presiones políticas, lo que deriva en explotaciones con poca planeación y centradas en obtener beneficios a corto plazo, lo que impide maximizar el factor de recuperación de los yacimiento.

Extracción acelerada

En 2014, la CNH emitió una regulación para que los operadores presentaran un plan de desarrollo para asegurar que cumplieran con las mejores prácticas y maximizarán el factor de recuperación.

Pero Quesqui no cuenta con este plan de desarrollo, sino que se apegó a una figura de “programa de transición” que se otorga, en este caso a Pemex, por un periodo limitado mientras se presenta el plan de desarrollo, dijo Cota.

Al operar de esta manera, se complica que el regulador vigile cómo va el desarrollo en este campo.

 Se busca el condensado para mantener los compromisos de producción del presidente, pero como el proyecto no tiene ingeniería terminada en el plan de desarrollo, el gas se tiene que quemar o liberar a la atmósfera. En el caso de Quesqui no se sabe qué fue lo que sucedió, pero una de las cosas que podrían estar pasando es que pudiera estar padeciendo una sobreexplotación

consideró Cota.

Lee también : CNH investiga a Pemex por quema de gas en campo petrolero Quesqui

En junio, Reuters reportó que el regulador investigaba a la estatal por sospechas de quema excesiva de gas natural en el complejo.

Advertisement