fbpx

18 de abril 2019 | 12:43 pm

El fiscal general de Estados Unidos William Barr hizo un recuento este jueves ante periodistas del reporte del investigador especial Robert Mueller sobre la interferencia rusa en las elecciones de 2016.

En su comparecencia, hizo hincapié en que Mueller no concluyó que hubiera colusión entre la campaña de Trump y Moscú.

Estos son los puntos más relevantes:

Obstrucción y la rabia de Trump

Al determinar si el presidente Donald Trump obstruyó la justicia, Barr dijo que la rabia de éste en el momento en que asumió el cargo fue un factor.

“Hay pruebas sustanciales que demuestran que el presidente estaba frustrado y enojado porque creía sinceramente que la investigación estaba minando su presidencia y que era impulsada por sus oponentes políticos y alimentada por filtraciones ilegales”, dijo Barr.

Debido a eso, el fiscal sostuvo que la percepción de Trump de que estaba siendo atacado injustamente invalida acusaciones de que el presidente obstruyó la justicia.

“Esta evidencia de motivos no corruptos pesa mucho contra cualquier alegato de que el presidente tuvo una intención corrupta para obstruir la investigación”, dijo Barr.

Ayudar a WikiLeaks no es ilegal

El reporte de Mueller detalla los esfuerzos de militares rusos para acceder a las computadoras del Partido Demócrata y robar información. También explica cómo esos correos electrónicos se transmitieron a WikiLeaks y se publicaron, dijo Barr.

El fiscal general hizo una distinción: si bien piratear los correos electrónicos era un delito, publicarlos no, si es que la persona no participó también en la intromisión informática.

“Según la ley, la publicación de este tipo de materiales no sería criminal a menos que el editor también hubiese participado en la conspiración de piratería que subyace”, dijo Barr.

Habrá que ver si la defensa de Julian Assange busca sacar algún provecho de este razonamiento.

10 episodios de presunta obstrucción

Mueller examinó lo que llamó 10 “episodios” relacionados con Trump que tiene que ver con obstrucción de la justicia.

Si bien Mueller no determinó si Trump obstruyó la justicia, su informe detalla las implicaciones legales detrás de cada incidente.

“El informe cuenta 10 episodios que involucran al presidente y analiza posibles teorías legales que relacionan estas acciones con elementos de una falta de obstrucción (a la justicia)”, dijo Barr.

Desacuerdo entre Barr y Mueller

Barr y el vicefiscal Rod Rosenstein estuvieron en desacuerdo con Mueller sobre algunas de sus apreciaciones legales sobre si el presidente Donald Trump obstruyó la justicia.

Barr dijo a los periodistas que él y Rosenstein pensaban que algunos de los “episodios” no constituían obstrucción a la justicia. Pero a pesar de ello, usaron el marco legal de Mueller para tomar la decisión.

“Aceptamos el marco legal del Asesor Especial para los fines de nuestro análisis y evaluamos las pruebas presentadas por el Asesor Especial para llegar a nuestra conclusión”, dijo Barr, refiriéndose a su determinación de que no había obstrucción de la justicia.

Casa Blanca revisó la versión redactada del informe

La oficina del abogado de la Casa Blanca pidió revisar la versión redactada del informe Mueller para determinar si el presidente invocaría su privilegio ejecutivo para evitar una publicación, dijo Barr.

Los abogados y personal de la Casa Blanca pudieron revisar la copia editada, lo que, Barr dijo, es consistente con los precedentes.

Después de la revisión, Trump optó por no usar el privilegio ejecutivo para mantener en secreto cualquier parte del informe, detalló el fiscal general de Estados Unidos.

Defensa del fiscal

El fiscal general de Estados Unidos, William Barr, ofreció una apasionada defensa del presidente Donald Trump durante la conferencia de prensa en el Departamento de Justicia en un intento por moldear la narrativa en un día considerado como un punto de inflexión en el agitado mandato del líder republicano.

La perspectiva de que una Cámara de Representantes liderada por los demócratas ponga en marcha un proceso de juicio político contra Trump se redujo con la publicación de los hallazgos iniciales de Mueller el mes pasado.

Con lo revelado, también disminuyen las probabilidades de que más republicanos se lancen para luchar por la candidatura presidencial contra Trump rumbo a 2020.

La publicación del reporte reactivará probablemente el pulso político en el Congreso y en la campaña para las elecciones presidenciales de 2020.

Trump presume triunfo

“El presidente Trump se enfrentó a una situación sin precedentes. Mientras asumía el cargo e intentaba dedicarse a sus responsabilidades como presidente, agentes y fiscales federales estaban escrutando su conducta antes y después de llegar al cargo y la de algunos de sus asociados”, dijo Barr.

“Al mismo tiempo, hubo una especulación incesante en los medios sobre la culpabilidad personal del presidente. Pese a todo, tal y como dijo desde el principio, en realidad no hubo colusión alguna”, agregó.

Momentos después del fin de la comparecencia de Barr, Trump publicó una imagen de él mismo en Twitter rodeado por niebla con las palabras: “No hubo colusión. No hubo obstrucción. Para los que me odian y los demócratas radicales de izquierdas – SE ACABÓ EL JUEGO”.

Con información de Reuters