Biden estímulo

25 de marzo 2022 | 10:07 am

Advertisement

Líderes de organizaciones como el G7, Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN) y la Unión Europea (UE) cerraron filas en apoyo a Ucrania y sumaron advertencias hacia el Kremlin tras la invasión que inició Rusia.

En una reunión que sostuvieron en Bruselas, Bélgica, el presidente estadounidense, Joe Biden, y su homólogo ucraniano, Volodímir Zelenski, insistieron en más ayuda militar para Ucrania y más sanciones contra Rusia.

La idea de la unidad de Europa en su conjunto (…) realmente es lo más importante que podemos hacer para parar al presidente ruso Vládimir Putin

dijo Biden a su llegada al encuentro con los líderes de los Veintisiete.

Te puede interesar: Putin contraataca; Rusia exigirá a Europa que pague el gas en rublos

Armas químicas y ayuda militar 

Biden advirtió que la Alianza “responderá” a un potencial uso de armas químicas en Ucrania dependiendo de “cómo sean utilizadas”.

Mientras tanto, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, anunció la activación de las defensas ante ese tipo de amenazas y reforzará la capacidad de Ucrania para que pueda defenderse de las mismas.

Zelenski se dirigió al Consejo del Atlántico Norte para pedir “ayuda militar ilimitada”, y en concreto que entreguen a los ucranianos aviones y tanques porque “es cuestión de vida o muerte”.

Te puede interesar: Guerra Rusia-Ucrania restará 1 punto porcentual al PIB global

Negociaciones

Las negociaciones entre Rusia y Ucrania no avanzan en las cuestiones principales, lamentó el negociador principal de Moscú, subrayando que sí había un acercamiento en otros temas menos importantes.

Las posiciones convergen en cuestiones que son secundarias. Pero en las principales (cuestiones) políticas estamos estancados

dijo Vladimir Medinski, citado por agencias de prensa rusas.

El responsable insistió en la firma de un “tratado” que tome en cuenta las exigencias de neutralidad, desmilitarización y “desnazificación” de Ucrania y reconozca la soberanía rusa en Crimea y la independencia de las dos “repúblicas” separatistas prorrusas del Donbás.

Según Medinski, Ucrania está más preocupada por “obtener garantías en materia de seguridad por parte de terceras potencias” en caso de que “no logre formar parte de la OTAN”.

Las negociaciones fueron primero cara a cara entre delegaciones y ahora se mantienen por videoconferencia.

Las dos partes manifestaron las divergencias en estas conversaciones en los últimos días.

Te puede interesar: Citigroup perdería 1,500 mdd en su negocio en Rusia

Con información de EFE.