PMI trabajadores

17 de junio 2021 | 5:00 am

Las irregularidades en el reparto de utilidades por parte de PMI Comercio Internacional en los últimos dos años, reflejan la precaria situación económica de Petróleos Mexicano (Pemex) y la posibilidad de que la compañía enfrente procesos legales en su contra por incumplimientos laborales y posiblemente hasta una huelga. 

 Pemex, como empresa del Estado, no está obligada a repartir utilidades y en el caso de años recientes ni siquiera tiene utilidades que repartir, sino pérdidas; pero PMI sí está obligada. El año pasado pagó y luego pidió a los empleados que devolvieran el dinero. Este año no pagó, lo cual es ilegal

 expuso Rosanety Barrios, analista del sector.

 

La empresa productiva del Estado debió pagar hasta 50,000 dólares a algunos trabajadores de su área de comercio. El límite de pago era el 31 de mayo, pero hasta la fecha los pagos no han sido efectuados.

Si se trata de trabajadores existe una causal para acudir a la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje, pues los empleados no deben estar obligados a devolver dinero y menos si hay deudas pendientes, explicó el abogado y experto en el sector, Santiago Arroyo.

Al menos la mitad de los trabajadores de PMI son sindicalizados, lo cual representaría un riesgo mucho más grande para Pemex, pues sería el sindicato el encargado de realizar las gestiones pertinentes con el empleador, las cuales podrían llegar incluso a una huelga.

 

Lo normal es que los trabajadores acudan con su delegado sindical y éste con el secretario general. El secretario va con el director financiero y administrativo de Pemex y con los encargados de recursos humanos para encontrar una solución. Si esto no ocurre, puede pasar a la junta federal y ser una causal válida para el emplazamiento a huelga

 dijo Arroyo.

 

La posibilidad de que exista una huelga dependerá de la autorización de la secretaría general del sindicato y del consenso de al menos una sección sindical.

 

Afectados pueden auxiliarse en la Profedet

En caso de que ninguno de los trabajadores afectados sean trabajadores de base, los trabajadores de confianza siguen teniendo el derecho de acudir a la Procuraduría de la Defensa del Trabajador (Profedet) para exigir que se les paguen las prestaciones correspondientes.

En lo que va de la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, Pemex PMI ha visto la renuncia de su directora de finanzas, Vanessa Rodríguez; su directora de productos comerciales, Luz Wiley, y su director de administración, Luis Cárdenas Domínguez.

 

Lo preocupante de esta situación es que son conceptos que antes eran ‘intocables’ para la empresa y ahora se está prescindiendo de ellos

 dijo una fuente que prefirió no ser identificada.

 

En su reporte anual, Pemex indicó que su prioridad en este año sería pagar los contratos a proveedores correspondientes a este año. “Es difícil identificar si esto es una muestra de lo que se va a sacrificar para conseguir esa meta o si se trata de una señal de que esta meta no será cumplida del todo este año”.