fbpx
(Foto: EL CEO)

21 de marzo 2019 | 3:14 pm

Acapulco.- La última vez que los banqueros recibieron en su convención a Andrés Manuel López Obrador –el año pasado–, el entonces candidato presidencial concluyó su participación con una frase que se llevó todos los titulares: “Si se atreven a hacer un fraude electoral a ver quién va a amarrar el tigre. ¡El que suelte el tigre, que lo amarre! Ya no voy a estar deteniendo a la gente luego de un fraude electoral”, dijo el tabasqueño.

No fue necesario que se “amarrara al tigre”, porque Andrés Manuel López Obrador y su partido Morena arrasaron en las elecciones; sin embargo, luego de esa advertencia en la convención de banqueros, vino un zarpazo de un legislador cercano al  presidente, Ricardo Monreal, quien propuso en noviembre una iniciativa para regular las comisiones bancarias porque los considera un “abuso cercano a la usura”.

Aunque AMLO se desmarcó de la iniciativa y aseguró que al menos en tres años no se modificarían las comisiones ni habría un cambio al marco legal, lo cierto es que la propuesta de Monreal generó una serie de mesas de discusión entre la Asociación de Bancos de México, la Secretaría de Hacienda, el Banco de México, la Condusef y los legisladores.

El acuerdo final, del cual se dará un esbozo en la 82 Convención Bancaria que lleva a cabo en Acapulco este jueves y viernes, sí modificaría el marco legal, según una presentación de la Iniciativa de Decreto de Hacienda, a la cual tuvo acceso EL CEO.

En dicho documento se informa que se reformarán y adicionarán diversas disposiciones de la Ley para la Transparencia y Ordenamiento de los Servicios Financieros, la Ley de Instituciones de Crédito y la Ley para Regular las Sociedades de Información Crediticia.

Algunas de las regulaciones incluyen mayores obligaciones para que los bancos transparenten sus comisiones previo a la contratación de un servicio, así como la generación de informes anuales del cobro de comisiones e intereses y la creación de un catálogo de comisiones por tipo de producto.

El acuerdo también contempla medidas de promoción de movilidad entre usuarios de los servicios financieros para incrementar la competencia entre instituciones, tema al que se refirió este lunes el presidente López Obrador en su conferencia matutina. “Se pueden reducir las comisiones bancarias a partir de aumentar la competencia en el sector”, dijo.

Si bien hay optimismo entre el sector financiero en torno al discurso del presidente –que en contraste con años pasados será en la clausura de la Convención– también existe el temor de que se vaya a salir de script y suelte frases que no abonen al clima de confianza y certidumbre que ha ido transmitiendo en las reuniones con altos directivos de bancos, como es el caso de Ana Botín, de Santander, y Michael Corbat, de Citigroup.

Por lo pronto, en la conferencia de este jueves, los integrantes de la Asociación de Bancos de México lanzaron mensajes de confianza y respaldo a los proyectos del nuevo gobierno, principalmente los que tienen que ver con el combate a la corrupción, el crecimiento económico y el financiamiento de sus obras prioritarias, como la refinería de Dos Bocas.

A las seis de la tarde se dará formalmente la inauguración de la 82 Convención Bancaria. El primero en dar un mensaje será Adalberto Palma, presidente de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, quien tras haber sido nombrado por AMLO no ha dado una sola conferencia o entrevista.

Es un misterio lo que está trabajando este exdirectivo de Banamex y exconsejero de la Bolsa Mexicana de Valores y Grupo Actinver. Lo que en el gremio dan por un hecho es que desde su puesto, que será clave para mejorar la competencia en el sector, apuntalará la participación de bancos e intermediarios bursátiles de nicho, es decir, los pequeños y medianos que se ha visto desplazados por los más grandes.

Después de su participación, viene una de las más esperadas: la del subsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, quien es considerado el más congruente y experimentado del gabinete en temas financieros. Le seguirá el gobernador del Banco de México, Alejandro Díaz de León, y finalmente Carlos Urzúa, secretario de Hacienda, hará la declaratoria de inauguración.

El viernes es el gran día, porque hablará el presidente. En la mente de los banqueros y en la Convención de Acapulco sigue rondando el fantasma del tigre, que amenaza con manifestarse en forma de declaraciones inesperadas por parte de Andrés Manuel López Obrador.