BID ITDP programas piloto cdmx

12 de junio 2020 | 5:00 am

Advertisement

Además de los sectores como el turismo y el entretenimiento que se vieron afectados de manera inmediata con la llegada de COVID-19, otras industrias como la movilidad y el consumo siguen adelante, aunque con grandes dificultades.

Se ha identificado a sectores como el turismo y entretenimiento, la movilidad, los servicios (restaurantes), las industrias automotriz y energética continuarán siendo los más afectados por la pandemia, afectaciones que se traducirán en la pérdida de hasta nueve millones de empleos en el país, destacó la firma de consultoría Ernst & Young (EY) en un reporte sobre el sector.

La movilidad, de acuerdo con EY se ha visto afectada por las medidas de contención implementadas y han observado en abril y mayo fuertes descensos en su demanda.

De acuerdo con cifras del INEGI, durante el mes de abril el promedio de viajes en los distintos sistemas de transporte de la ciudad disminuyó 66.6%, en comparación con el mismo mes del 2019.

Se espera que la demanda incremente durante agosto con la reanudación de actividades, aunque no será por mucho tiempo y “es probable que en agosto se modifique su comportamiento mostrando una tendencia al alza, mientras que durante los próximos brotes de la pandemia, en octubre y a inicios del 2021, volverá a verse afectada por las medidas sanitarias de confinamiento que se podrían tomar para controlar la propagación del virus” indica la consultora en su reporte.

Por otro lado, el sector servicios que en este caso ha referencia al consumo de alimentos preparados y la industria restaurantera también enfrenta un escenario adverso que será prolongado.

“El consumo se ha visto afectado drásticamente debido a la recesión mundial en la que nos sumergimos, el desempleo, la reducción de salarios y la incertidumbre de la economía han causado que los consumidores sean cada vez más sensibles al gasto y dejen de consumir los productos que no sean de primera necesidad; por lo menos durante los siguientes dos años” destaca EY.

Pensando en tales dificultades organismos internacionales y sociedad civil han buscado alternativas para mantener la actividad económica y el funcionamiento de las ciudades.

Por ejemplo el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP) se unieron para implementar programas piloto en la CDMX que permitan ayudar a afectados por la crisis económica, así como a mantener de manera segura las actividades.

“Se recibieron durante semana santa 17 propuestas de empresas y ciudadanos, de las cuales tres fueron seleccionadas para su implementación” dijo en entrevista Gonzalo Peón Director de Programa México en el ITDP.

La primera se trata de una Guía de salud en repartos, que es información disponible en el sitio del ITDP que contiene protocolos de entrega de productos, para asegurar que los servicios de comida a domicilio no representen un riesgo de contagio.

De acuerdo con Gonzalo Peón la información que es libre acceso está enfocada en protocolos de sanidad para los restaurantes en la preparación de alimentos, y protocolo de entrega y manejo seguro de los productos para los repartidores. Hasta el momento la distribución de la información ha alcanzado a un millón de personas, de acuerdo con sus estimaciones.

La segunda iniciativa es la entrega de despensas a través de bicimensajeros a grupos en situación de vulnerabilidad económica como personas trabajadoras del hogar, personas repartidoras y conductoras en plataformas digitales, y personas en situación de calle.

En esta iniciativa participan empresas y organizaciones como Nosotrxs por la Democracia, Bicimensajeros Unidos México, BikeNcity, el ITDP, Pedaliers, MaaS Latam, SIRA APPS, Econduce, Bussi, Dezba y ciudadanos.

Tenemos cuatro objetivos: ayudar a personas en situaciones vulnerables, eficientar el proceso de reparto y hacerlo seguro a través de la Guía de Salud en Repartos, dar oportunidad de empleo a las personas que hacen el reparto, con una remuneración por cada envío y realizarlo a través de medios sustentables, dijo Gonzalo Peon.

La tercera se centra en los trabajadores de salud. Se trata de una iniciativa que fue implementada por primera vez en Toluca y que ahora llega a la Ciudad de México, a cual consiste en que empresas de transporte como Urvban y JETY trasladen a trabajadores de la salud en rutas exclusivas a precios preferenciales.

Aunque por ahora estas iniciativas son programas piloto, se podría evaluar la permanencia indefinida “se está viendo cómo funciona y se van a obtener datos que después se pueden utilizar para generar modelos funcionales y rentables que se mantengan en el regreso a la nueva normalidad” destacó el representante del ITDP.

Advertisement