9 de mayo 2021 | 5:00 am

En el desierto al norte de Las Vegas, Nevada, un largo tubo de metal se encuentra en la base de las montañas, con la promesa de revolucionar la forma de viajar algún día.

Virgin Hyperloop, cuyos socios incluyen a Virgin Group de Richard Branson, desarrolla una tecnología para cápsulas de pasajeros que alcanzarán velocidades de hasta 1,200 km/h a través de túneles de vacío casi libres de aire utilizando levitación magnética.

“Se sentirá como un avión cuando despega y una vez que alcanza su velocidad, dijo el cofundador y CEO, Josh Giegel, a Reuters en un recorrido por la cápsula que se utilizó en una prueba de funcionamiento en noviembre, donde fue propulsada a lo largo de un túnel de 500 metros.

“Ni siquiera tendrá turbulencia porque nuestro sistema básicamente es completamente capaz de reaccionar a toda esa turbulencia”, añadió.

Giegel indicó que los materiales blancos y un espejo trasero harán que la cápsula luzca más grande y más atractiva para los usuarios.

“Esta cápsula fue realmente la encarnación de ‘¿Cómo tomamos algo que es una idea y lo convertimos en algo que es una realidad para que podamos sentarnos?’ Dijo Giegel.

Las cápsulas tendrán capacidad para 28 pasajeros y personalizarse para distancias cortas o largas, además de tener opciones para transporte de carga.

Aunque aún se encuentra en una etapa temprana, Giegel predice operaciones comerciales ya en 2027 y afirmó que podría ser la primera forma de transporte en 100 años que revolucione los viajes, al igual que lo hicieron los automóviles, trenes y aviones.

Al científico espacial Robert Goddard se le ocurrió la idea de un “tren al vacío” a principios del siglo XX y Francia intentó desarrollar el Aerotrain en las décadas de 1960 y 1970, pero la falta de financiación acabó con el proyecto.

El empresario Elon Musk volvió a despertar el interés en 2013 al plantear cómo podría funcionar un sistema moderno. Giegel, quien en su momento trabajó con Musk en SpaceX, dijo que la tecnología ha avanzado.

Las baterías requeridas, la electrónica de potencia y algunos sensores no estaban listos anteriormente, dijo Giegel. “Estamos a la vanguardia de lo que es un vehículo autónomo a batería de alta velocidad”.

Virgin Hyperloop busca desarrollar primero rutas de pasajeros en India, donde el sistema de transporte está sobrecargado, y en Arabia Saudita, que carece de infraestructura.

“Comienza con dos personas montadas en un Hyperloop. Termina con cientos de millones de personas montadas en un Hyperloop”, dijo Giegel. 

La cápsula estará en exhibición “FUTUROS” del Museo Smithsonian de Artes e Industrias Históricas en Washington a fines del verano.