4 de febrero 2021 | 10:22 am

La junta directiva de Parler despidió a su CEO, John Matze, después de que la plataforma alternativa a Twitter preferida por la derecha conservadora de Estados Unidos quedó fuera de línea a inicios de enero. 

“El 29 de enero de 2021, la junta de Parler controlada por Rebekah Mercer (donante republicana) decidió terminar inmediatamente mi puesto como director ejecutivo de Parler. No participé en esta decisión ”, dijo Matze en un memorando enviado al personal de Parler.

En los últimos meses, me he encontrado con una resistencia constante a la visión de mi producto, mi firme creencia en la libertad de expresión y mi visión de cómo se debe administrar el sitio de Parler,

agregó Matze

El ejecutivo dijo a Reuters que Parler ahora tiene un “comité ejecutivo” formado por Matthew Richardson y Mark Meckler.

Mercer, Richardson, Meckler y Parler no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios. 

Parler permanece fuera del mercado en varios sitios después de ser eliminado por la división de alojamiento en la nube de Amazon y las tiendas de aplicaciones de Apple y Google luego del asedio del 6 de enero al Capitolio de Estados Unidos.

Las empresas citaron el historial de Parler de fallas para eliminar contenido que viola los términos de servicio, después de que grupos de extrema derecha difundieran una retórica violenta en la plataforma antes de los disturbios en Washington. 

Gab, la plataforma que gana tras el bloqueo de Parler.

Parler, que se fundó en 2018 y afirma que tiene más de 12 millones de usuarios, se ha definido como un espacio “impulsado por la libertad de expresión”.

La aplicación ha atraído en gran medida a conservadores estadounidenses que no están de acuerdo con las reglas sobre el contenido en sitios de redes sociales como Facebook y Twitter. 

Matze dijo a Reuters el 13 de enero que Parler podría estar desconectado para siempre, pero luego prometió que volvería más fuerte.

El apoyo ruso

Hace unas semanas, Parler regresó parcialmente a la red con ayuda de una empresa de tecnología de propiedad rusa.

El sitio web de Parler volvió a estar en línea a mediados de enero, aunque solo con un mensaje de Matze que decía que la compañía trabajaba para restaurar su funcionalidad. 

La dirección de protocolo de internet que usó es propiedad de DDos-Guard, controlada por dos ciudadanos rusos y que proporciona servicios que incluyen protección contra ataques distribuidos de denegación de servicio, dijo a Reuters el especialista en infraestructura Ronald Guilmette.

DDoS-Guard ha trabajado con otros sitios de tendencia racista, derechista y de conspiración que han sido utilizados por asesinos en masa para compartir mensajes, incluido 8kun. También ha apoyado sitios del gobierno ruso. 

Críticos de Parler comentaron que era un riesgo potencial para la seguridad depender de una empresa rusa, así como una elección extraña para un sitio popular entre los autodenominados patriotas de Estados Unidos.

Con información de Reuters