9 de septiembre 2021 | 5:12 pm

Facebook y la marca de lentes Ray-Ban lanzaron este jueves sus nuevas gafas inteligentes, una tecnología que en el pasado generó temores sobre invasión a la privacidad, pero que el gigante de las redes sociales ve como un paso hacia su futuro.

Los cristales “Ray-Ban Stories” pueden tomar fotografías y videos con comandos de voz del usuario, mientras que los armazones se pueden conectar de forma inalámbrica a la plataforma de Facebook a través de una aplicación.

“Tomamos nuestros Wayfarer (armazones), nacidos en 1952, y reinventamos el diseño para insertar una tecnología genial”, mencionó Fabio Borsoi, director global de investigación y diseño del grupo Essilor Luxottica, fabricante de Ray-Ban.

En particular, las gafas Ray-Ban Stories no tendrán características de realidad aumentada, tecnología que combina la computación con señales visuales para crear mapas o realizar reconocimiento facial.

En cambio, los cristales son un primer paso hacia la creación de gafas que se sumen en el futuro a visiones del mundo real con datos o gráficos de internet, según había explicado previamente el director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg.

El diseño de las gafas es muy similar al de Spectacles que Snap lanzó en 2016, con su cámara integrada para capturar fotos y video. En mayo, la compañía lanzó unas gafas con tecnología de realidad aumentada, aunque no están disponibles para el público general.

Resguardar la privacidad

Con un precio desde los 299 dólares, las Ray-Ban Stories se lanzarán en Australia, Gran Bretaña, Canadá, Irlanda, Italia y Estados Unidos.

Las cámaras están integradas a la parte frontal de las armazones, mientras que las patillas están diseñadas para actuar como altavoces direccionales que permitan escuchar llamadas o transmisiones de sonido.

En un intento por resguardar la privacidad, se enciende una luz blanca en la parte delantera de la armazón cuando se utiliza la cámara, lo que alerta a las personas de que podrían ser filmadas.

Los usuarios pueden tomar una foto o un video de hasta 30 segundos presionando un botón en la sien o usando un comando de voz.

“Necesitamos que el usuario se sienta completamente en control de su experiencia de captura”, comentó Hind Hobeika, gerente de producto de Facebook Reality Labs.

Los lentes también tienen un interruptor físico para apagarlas.

Las armazones de los Ray-Ban Stories se sincronizan de forma inalámbrica con una aplicación de teléfono inteligente diseñada específicamente para manejar imágenes o videos capturados por los lentes.

Los usuarios pueden decidir usar la aplicación si quieren compartir imágenes o videos que acaban de capturar, como publicarlos en Facebook o adjuntarlos a un correo electrónico.

Facebook se adentra en un mercado que ya ha visto Google Glass en 2013 pero que provocó una dura reacción por la invasión a la privacidad que implicaban las cámaras integradas.