25 de julio 2019 | 10:17 am

El presidente Andrés Manuel López Obrador ofreció el miércoles abrir todo el sector petroquímico al sector privado, de acuerdo con los líderes de dos de las principales organizaciones empresariales.

Tras una reunión en Palacio Nacional con el Ejecutivo federal, los dirigentes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y el Consejo Mexicano de Negocios (CMN) informaron que el gobierno solo mantendrá su participación en los complejos de La Cangrejera y Pajaritos.

Se va a permitir que en la petroquímica todo sea inversión privada. Se va a dejar Pajaritos y la Cangrejera como parte de la inversión pública, y aquí en adelante toda la inversión en petroquímica es privada,

indicó el presidente del CCE, Carlos Salazar Lomelín.

Declaró que el presidente garantizó que el sector privado podrá participar en petróleo, gas y generación de electricidad, aunque puso algunas reglas, principalmente que las empresas cumplan con la generación de energía.

La actividad petroquímica refiere a la transformación de derivados del petróleo y gas natural en materias primas, que son la base de diversas cadenas productivas.

El gobierno y la IP acordaron realizar una mesa de trabajo sobre temas energéticos y estará dirigida por Alfonso Romo, jefe de la oficina de la presidencia, informó Salazar Lomelín.

Ambas partes se reunirán periódicamente para tratar temas referentes al petróleo, gas y energías eléctricas renovables, necesidad de demanda y capacidad de oferta.

El presidente del CCE indicó que el mandatario se comprometió a respetar los 107 contratos vigentes para extracción de petróleo, y que cuando haya resultados tomará una decisión basada en la capacidad del Estado y las necesidades que se tengan.


En tanto, el dirigente del CMN, Antonio del Valle Perochena, dijo que continúan las mesas de conciliación entre la Comisión Federal de Electricidad y IEnova, Fermaca, TC Energy y Grupo Carso, a fin de llegar a acuerdos sobre los contratos de construcción de gaseoductos.

Puede haber un arreglo en el corto plazo que es importantísimo, porque el gas es un insumo primordial, no nada más para la CFE, sino para toda la industria en el país (…) hay buena voluntad de ambas partes,

dijo Antonio del Valle.

Con información de El Economista