fbpx

22 de abril 2019 | 7:06 pm

El presidente ejecutivo de Tesla, Elon Musk, dijo que los taxis sin conductores humanos estarán disponibles en algunos mercados el próximo año gracias a mejoras exponenciales en la tecnología.

“Probablemente, dentro de dos años haremos un auto sin volantes ni pedales”, pronosticó, pese a que reconoció que a menudo no ha cumplido plazos y que su presentación de este lunes comenzó con 30 minutos de retraso.

Musk también presentó un microchip para vehículos que se conducen solos y que Tesla espera le ofrezca una ventaja sobre sus rivales y convenza a los inversores de que su inversión en la autonomía dará sus frutos.

La presentación se da dos días antes de que la empresa reporte lo que se espera sea una pérdida trimestral por menos entregas de su sedán Modelo 3, con el que la empresa busca convertirse en un fabricante de automóviles de gran volumen.

Automotrices globales, grandes empresas tecnológicas y novedosos emprendimientos están desarrollando la conducción autónoma -como Waymo de Alphabet y Uber Technologies-, pero expertos creen que pasarán años antes de que los sistemas estén listos para su despliegue.

Musk apuntó a plazos más cortos al afirmar que el mensaje fundamental que los consumidores deberían recibir hoy es que es una locura financiera comprar algo que no sea un Tesla. “Es como comprar un caballo”.

Afirmó que era la única compañía que tenía un conjunto completo de hardware de conducción autónoma.

Todos los Tesla que se producen hoy tienen el chip y la compañía está a medio camino del proceso de diseño del chip de próxima generación, que sería aproximadamente tres veces mejor que el actual, dijo Musk.

Los inversores no parecieron emocionados por el anuncio del chip, pero las acciones subieron ligeramente luego del anuncio de los robotaxis.

El CEO declaró que espera la aprobación del regulador en algunas jurisdicciones para el servicio de transporte autónomo de taxis.

Precisó que espera operar un modelo similar para Uber o Airbnb y que Tesla podría añadir una aplicación de viajes compartidos y los dueños que elijan participar en la red podrían beneficiarse de ello.

Tesla ya permite la autonomía parcial para sus autos, pero el camino para tener la autonomía total enfrenta considerables obstáculos legales y de regulación.

Con información de Reuters y AFP