31 de julio 2020 | 2:02 pm

La cooperativa Cruz Azul nombró a un equipo delegado de la Junta de Gobierno y Administración provisional, debido a la “ausencia involuntaria” de la directiva encabezada por su presidente Guillermo ‘Billy’ Álvarez Cuevas.

Los delegados estarán al frente de la cementera en tanto se convoca a una asamblea general extraordinaria, de acuerdo con un comunicado publicado este viernes por la empresa.

Además, ratificó el cumplimiento de sus responsabilidades financieras “con las instituciones crediticias y bancarias”, así como con los colaboradores de la cooperativa, sus empresas y su red de distribuidores.

“Los socios cooperativistas confían plenamente en las autoridades, en la transparencia de los procesos y la legalidad, al tiempo que confían también como lo dice nuestra Carta Magna en cuanto a la presunción de inocencia a la que todos tienen derecho por ley”, dice la compañía.

El comunicado firmado por la gerencia de Comunicación de Cruz Azul no explica los motivos de la ausencia de la Directiva integrada por ‘Billy’ Álvarez, su hermano José Alfredo y su cuñado, Víctor Manuel Garcés Rojo.

En los últimos días circuló en medios de comunicación una supuesta orden de aprehensión contra ‘Billy’ Álvarez por operaciones con dinero de procedencia ilícita -lavado de dinero- y asociación delictuosa -crimen organizado.

A principios de junio, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) bloqueó las cuentas bancarias de los hermanos Álvarez y de Garcés Rojo.

La determinación por parte de la UIF de Santiago Nieto llegó tras detectar movimientos inusuales en el sistema financiero relacionados con los cooperativistas, según explicó el organismo en un comunicado.

La presunta responsabilidad jurídica de los directivos amenaza la continuidad de los Álvarez al frente de la cooperativa propietaria del equipo de futbol de primera división Club Deportivo Social y Cultural Cruz Azul.

Más allá del equipo de futbol, valuado en alrededor de 1,105 millones de pesos (mdp) por el portal Transfermarkt, está en juego la dirección de la tercera cementera con mayor capacidad de producción en México.

Entre las plantas de Hidalgo, Oaxaca, Puebla y Aguascalientes, Cruz Azul tiene capacidad para producir 10 millones de toneladas métricas (mtm) de cemento; sólo está por debajo del Cemex, el líder en el sector a nivel nacional y de Holcim.

El complejo de Hidalgo, cuna de la Cooperativa, fue considerado hasta 2017 la planta cementera más grande en América.

Desde 1990 la organización cuenta con un grupo de empresas aglutinadas en lo que denominan “Desarrollo Horizontal”. Gracias a estas empresas, Cruz Azul participa en el sector textil, de personal, hotelero, educativo, comercial, concretero, y médico.

La marca Cruz Azul tiene 139 años de vida hasta el momento, de los cuales 88 los vivió conformada como cooperativa y casi 60 bajo la presidencia alguno de los Álvarez.

Guillermo Álvarez Macías, padre de Guillermo y Alfredo, estuvo al frente de la organización entre 1953 y 1978, mientras que ‘Billy’ es el director general desde 1988 hasta la fecha. En medio de sus gestiones, ocupó la dirección Joel Luis Becerril Benítez.

Durante las últimas dos décadas, el directivo de 74 años ha enfrentado señalamientos por presuntas irregularidades en el manejo financiero de la cooperativa.