18 de abril 2022 | 5:00 am

Advertisement

Aunque el mercado de valores nacional se achica en medio del éxodo de empresas que se deslistan, la cantidad de mexicanos que participaron en la bolsa durante 2021 es 13.2 veces mayor a lo que se reportó en 2016.

La entrada de más mexicanos a los mercados financieros responde al interés por invertir en las empresas multinacionales más reconocidas como Apple, Amazon o Microsoft, pues desde 2003 cualquier persona puede tener acceso a bolsas de otros países a través del Sistema Internacional de Cotizaciones (SIC). 

El número de cuentas de inversión en México llegó a 3.096 millones en diciembre de 2021, un incremento de 1,224% en comparación con el mismo periodo de 2016, cuando eran 233,832, de acuerdo con datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Sin exagerar creo que es la razón del crecimiento. Dado el poco atractivo de la bolsa local, la diversificación se obtiene de índices, trackers y emisoras que cotizan en el SIC

dijo Jonathan Zuloaga, economista en jefe en Columbus de México.

Respecto a 2020, las cuentas de inversión que administran las 35 casas de bolsa avaladas por la CNBV crecieron 226%, boom que fue impulsado por el uso más frecuente de plataformas y aplicaciones móviles durante el confinamiento por la pandemia de COVID-19 y costos de entrada más accesibles.

El estratega recordó que las operaciones realizadas en el SIC, también conocido como ‘mercado global’, ya representan alrededor del 80% del total en el mercado mexicano. De hecho, al cierre de 2021 el importe promedio operado en la BMV fue de 17,000 millones de pesos, de los cuales 8,857 millones los aportó el SIC.

No te pierdas: Empresas extranjeras opacan a las mexicanas en la propia BMV

Éxodo en la BMV

Mientras los mexicanos se interesan cada vez más por invertir en la bolsa, los dos centros bursátiles del país, la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) y la Bolsa Institucional de Valores (BIVA) enfrentan una sequía de nuevos listados. De 2016 a la fecha, solo cinco empresas realizaron Ofertas Públicas Iniciales.

A esto se suma que la poca bursatilidad de las acciones mexicanas ha llevado a una serie de compañías a optar por dejar de cotizar en la bolsa, entre las que se encuentran nombres como Lala o Bio Pappel.

No son participantes que estén entrando a la bolsa local, hay poco atractivo en ese activo por las pocas opciones que ofrece, mismos nombres, mismos sectores, etcétera

mencionó Zuloaga.

Te puede interesar: Bolsa vive sequía en tres años de gobierno de AMLO

Activos en custodia no crecen al mismo ritmo

Si bien el número de cuentas de inversión tuvo un crecimiento acelerado, no sucedió lo mismo con las tenencias de las casas de bolsa. Al cierre de diciembre de 2021, el monto por operaciones en custodia totalizó 8.1 billones de pesos, un aumento de 18% en comparación con 2016.

Puedes leer: Casas de Bolsa, ¿cómo empezar a invertir?

Hay particularidades de mercado, aunque crezca el número de inversionistas, si no crece el número de activos administrados, no necesariamente se traduce en mayor bursatilidad o mejor desempeño de las empresas mexicanas

comentó Walter Buchanan, director de inversiones en SaveNest.

Inversora bursátil, la casa de bolsa de Carlos Slim, concentró 30% del total del monto de operaciones en el cuarto trimestre del año pasado, seguida de BBVA Bancomer, con 21%, y Casa de Bolsa Banorte, con 9%.

En cuanto a los activos totales que administran las instituciones, alcanzaron un saldo de casi 862,000 millones de pesos, mientras que cinco años atrás era de 486,544 millones, un crecimiento de 77%.

GBM continúa a la cabeza en cuentas

Grupo Bursátil Mexicano (GBM) tiene 89% del total de cuentas de inversión en el país, según las cifras de la CNBV, con un total de 2.7 millones, muy alejado de Actinver, (95,580), Kuspit (63,387) y Vector (28,978), que le siguen.

A diferencia de otras casas de bolsa, GBM ha reducido sus costos de entrada y las personas pueden invertir desde 20 pesos, algo que para otras instituciones es más complicado porque sus ingresos por comisiones se verían afectados.

Buchanan mencionó que hasta hace unos años los montos de entrada eran superiores a los 100,000 pesos, lo que limitaba la participación en el mercado de valores de los pequeños inversionistas.

Aun con el crecimiento del número de cuentas de inversión, el porcentaje de inversionistas en México apenas representa 0.2% de la Población Económicamente Activa (PEA), pero las expectativas son positivas de cara al futuro.

Hacia adelante deberíamos ver que cada vez crecerá más el mercado porque hay más infraestructura, es más accesible para un inversionista tener una cuenta con costos que no le van a comer el rendimiento, además de que hay más participantes

dijo Buchanan.

Sigue con: ¿Quiénes son los principales accionistas de Banorte?

Advertisement