25 de mayo 2022 | 5:00 am

El Paquete Contra la Inflación y la Carestía (PACIC) que anunció el presidente Andrés Manuel López Obrador en los primeros días de mayo, aún no se refleja en bajas o estabilidad de precios de los 24 productos que considera.

A pesar de que los precios al consumidor cayeron 0.06% en la primera quincena de mayo, la mayoría de los bienes del PACIC aumentó, siendo la naranja la que obtuvo la mayor alza en 9.01% y el jitomate en 7.92%.

De los bienes que disminuyeron, gran parte fue por un efecto estacionario, es decir, cada año se percibe esta reducción como el caso del limón y cebolla, cuyo precio se redujo 24.62% y 11.42%, respectivamente.

De acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) cayó 0.06% a tasa quincenal en la primera mitad de mayo, lo que representó la primera disminución en los últimos nueve meses.

Plan ayudaría a reducir 1.3% la inflación: BofA

El pasado 4 de mayo, el presidente presentó un plan antiinflacionario que se basa en una mayor oferta de 24 productos y en un acuerdo con los empresarios para no elevar los precios de ciertos productos al menos durante los próximos seis meses.

Dicho plan se presentó ante una incesante inflación al alza, la cual se ha mantenido por arriba del 7% y fuera del rango objetivo de Banco de México (Banxico) de 3% +/- un punto porcentual.

Para Bank of América México (BofA) este plan tendrá un impacto breve en la inflación generalizada con una reducción máxima de 1.3%.

Es probable que haya un repunte en algunos de estos precios una vez finalizado el programa. Este es un plan para contener las subidas de precios diseñado temporalmente para ayudar más a aquellos con los más bajos de la distribución del ingreso,

expuso el banco en un análisis. 

Banxico lo ve como riesgo a la baja; inflación de 3% hasta 1T22

Para Banxico el Paquete Contra la Inflación y la Carestía sí puede hacerle frente a la inflación, solo si se logra el efecto deseado, es decir, que no se suban los precios. De hecho, en su última minuta lo catalogó dentro de los riesgos a la baja.

Con el panorama sobre mayores presiones inflacionarias, el ajuste al alza pasó de 5.5% a 6.4% para el último trimestre del año y la convergencia a la meta de 3% se alcanzaría hasta el primer trimestre de 2024.

Inflación desacelera, pero sigue arriba del 7%

Pese a los pocos días del PACIC, la inflación mostró una desaceleración en la primera quincena de mayo, al ubicarse en 7.58%, un nivel por debajo de lo que estimaba el consenso del mercado en 7.59%.

Y si bien, presentó una ligera reducción, para un mismo periodo, significó la tasa más elevada desde el 2000 cuando la inflación se elevó 9.54%, es decir, en los últimos 22 años.

Una de las mayores preocupaciones no solo de analistas, sino también del banco central es la inflación subyacente, que excluye bienes y servicios volátiles como agropecuarios y energéticos, pues creció 7.24% anual en los primeros quince días de mayo, la variación. más elevada desde el 2000 cuando se ubicó en 10.12%.