Consumidores mexicanos (Reuters)

30 de septiembre 2020 | 4:37 pm

El consumo y la reapertura de ciertos sectores económicos dieron un respiro a los ingresos presupuestarios del sector público, que caen debido a la crisis económica que enfrenta el país por  la pandemia de COVID-19.

Los ingresos totales fueron por 510,232.6 millones de pesos, un aumento de 14.6% en términos reales y respecto al octavo mes de 2019. Sin embargo, si se considera el acumulado enero-agosto, los ingresos registraron una caída anual 2.3% con un total de 3.50 billones de pesos, de acuerdo con datos de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

Esto se debió en gran medida al incremento en la recaudación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) por 14.2%, respecto de agosto del 2019 con un total de 80,128.1 millones de pesos.

Dicha recaudación se puede explicar a que en agosto se tuvo un mayor consumo ante la reapertura de algunas actividades económicas. Si se considera el periodo enero-agosto, la recaudación del IVA se redujo 1.8%, con un total de 647,563.1 millones de pesos.

“Después de tres meses presentando disminuciones y en línea con el proceso de recuperación económica se ayudó a fortalecer la recaudación del IVA”, expuso la Secretaría de Hacienda en su reporte mensual de finanzas y deuda pública.


Los recursos que se obtienen por el cobro del ingreso de las personas (ISR) creció anualmente 0.3% en agosto, con un total de 126,591.6 millones de pesos. En el acumulado se tuvo un aumento del 1.1%, con lo que la recaudación del ISR sumó un total de 1.22 billones de pesos.

El Impuesto Especial sobre Producción  y Servicios (IEPS), que se cobra en la gasolina y el diésel, presentó una reducción de 6.2% anual en agosto, con lo que sólo dejó al erario 25,117.5 millones de pesos. En el acumulado también reportó una caída de 2.5% anual, dejando recursos por 197,517.7 millones de pesos, según datos de Hacienda.

En general, los ingresos tributarios dejaron al gobierno recursos por 258,277.8 millones de pesos, un aumento de 1.6%. Si se considera los ocho meses del año se reportó una caída de 0.5%, un total de 2.26 billones de pesos. Para este periodo, Hacienda esperaba obtener ingresos de 2.38 billones de pesos.

“En el periodo comprendido entre enero-agosto, los ingresos se han mantenido en línea respecto a los de 2019, derivado de las prácticas de eficiencia recaudatoria que hemos implementado”, indicó la Secretaría de Hacienda.

Ingresos petroleros no dan tregua

Los ingresos que obtuvo el gobierno por la venta de petróleo fueron por 46,152.6 millones de pesos, lo que significó una caída del 28.1%, en términos reales y respecto de agosto del 2019. En el periodo enero-agosto aportó a las arcas del gobierno 348,312.3 millones de pesos, una caída anual de 38%.

Hacienda explicó que, a pesar de un aumento en la producción de crudo respecto de 2019, durante los primeros ocho meses de 2020 los ingresos petroleros se redujeron derivado de la caída en la demanda de hidrocarburos como consecuencia del confinamiento global.

Gasto cae 10.4% en agosto

El gasto neto del sector público fue por 367,884.1 millones de pesos, una caída de 10.4%, respecto de agosto de 2019. En el acumulado el gasto neto total del sector público fue por 3.80 billones de pesos, lo que representa un aumento del 0.9% anual.

El gasto de capital que se destina a inversión física e infraestructura fue por 38,338.4 millones de pesos en agosto, una caída anual de 30.9%, pero en el acumulado presentó un aumento de 14% con un total de 494,604.1 millones de pesos.

Hacienda, a cargo de Arturo Herrera, enfatizó que no se ha solicitado endeudamiento adicional al autorizado por el Congreso de la Unión y la deuda del Gobierno Federal se mantiene sólida, la cual está principalmente denominada en pesos.