fbpx

12 de abril 2019 | 3:27 pm

El gobierno federal prevé apoyar a Pemex con 100,000 millones de pesos del Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios (FEIP) para aliviar parte de sus obligaciones de deuda, declaró este viernes el secretario de Hacienda, Carlos Urzúa.

La operación se realizaría una vez que el Congreso apruebe el cambio legal que le dará a los recursos del fondo la característica operativa de uso contracíclico, como sucede con los fondos de este tipo en el resto del mundo, manifestó el funcionario en Estados Unidos, de acuerdo con un reporte de El Economista.

Expuso de los 300,000 millones de pesos que tiene el fondo, 100,000 serían usados a fin de que petrolera no acuda al mercado en este momento que está contaminado, y que sólo se apoyaría por este año.

“Sólo por esta ocasión, sólo por este año. Después ese es su problema”, expresó durante su participación en las reuniones de primavera del Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, según un reporte del diario Reforma.

Indicó que de este modo el gobierno de Andrés Manuel López Obrador le facilitaría a la petrolera cumplir con su calendario de pagos para 2019, que es de unos 125,000 millones de pesos.

Presentada como una idea desde marzo pasado tanto por Urzúa como por el subsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, la idea de utilizar parte del FEIP para ayudar a Pemex tiene la intención de evitar que la empresa refinancie a un costo muy elevado las obligaciones de deuda que tiene que cubrir este año.

Urzúa subrayó que el gobierno federal no tiene ninguna intención de convertir la deuda de la empresa en deuda soberana, de acuerdo con Reforma.

Según el titular de Hacienda, la dependencia aún está en el proceso de rediseñar las reglas del FEIP para volverlo un fondo contracíclico, al estilo del Fondo de Estabilización Económica y Social que tiene Chile para poder utilizar sus recursos cuando existan dificultades.