fbpx
Reuters

15 de abril 2019 | 8:47 am

Carlos Urzúa, secretario de Hacienda, no cree que la calificación crediticia de Pemex vaya a bajar después de que el gobierno anunció una reducción de la deuda por 100,000 millones de pesos el viernes.

“Nosotros no creemos que a Pemex le vayan a bajar la calificación crediticia”, dijo Urzúa en una conferencia de prensa en el marco de la reunión de primavera del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del Banco Mundial.

El gobierno prevé apoyar a Pemex con 100,000 millones de pesos del Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios (FEIP) para aliviar parte de sus obligaciones de deuda, para otorgar los recursos se requiere la aprobación del Congreso.

En 2014, la deuda total de Pemex era de 1.14 billones de pesos, para 2018 ascendió a 2.09 billones de pesos, según datos de Bloomberg.

“Nosotros como gobierno federal vamos a proporcionar una ayuda que va a ser por única vez, Pemex va a responder”, señaló Urzúa.

En marzo, Standard & Poor’s cambió a negativa la perspectiva de calificación, debido a que ‘el plan financiero para restaurar los fundamentos crediticios es insuficiente’, sin embargo, mantuvo la calificación en BBB+.

Durante enero, Fitch Ratings bajó las calificaciones crediticias en moneda local y extranjera a largo plazo, debido a su estrecha relación con el gobierno, reducción de inversiones y caída en la producción.

Fitch estima que Pemex reporte un flujo de fondos libre negativo entre 3,000 y 4,000 millones de dólares durante 2019 y 2020.

López Obrador prometió ‘rescatar’ la industria petrolera y señaló la reforma energética del gobierno anterior -que abrió el sector a la iniciativa privada por primera vez en más de 70 años- como un fracaso para revertir la declinante producción de petróleo.

“Hay visión estratégica amplia, yo soy de las personas que son más optimistas”, dijo el secretario, que reconoció que quizás el país se equivocó al apostar por la búsqueda de petróleo en aguas profundas.

Para levantar el sector petrolero mexicano se requiere una estrategia, un plan de negocios que esté bien diseñado y sea creíble, según Krishna Srinivasan, subdirector del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI.

Con información de AFP