Bernanke estanflación

18 de mayo 2022 | 10:45 am

Advertisement

El expresidente de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), Ben Bernanke, dijo que los líderes actuales de la Fed reaccionaron con demasiada lentitud ante el aumento de la inflación estadounidense y, como resultado, enfrentan un período de estanflación para 2023 o 2024, o bien, una combinación de crecimiento estancado y alta inflación.

Agregó que el presidente de la Fed, Jerome Powell y sus colegas optaron por responder gradualmente al aumento de la inflación porque no querían conmocionar a los mercados con una repetición de la llamada rabieta gradual en 2013, cuando los rendimientos del Tesoro subieron repentinamente bajo su liderazgo.

Creo que, en general, la orientación a futuro, en el margen, desaceleró la respuesta de la Fed al problema de la inflación

dijo Bernanke en entrevista a CNBC. 

Al mismo tiempo, advirtió que el resultado de una respuesta tan lenta sería un mal desempeño económico.

En otra entrevista, Bernanke dijo a The New York Times que incluso en el escenario ‘benigno’, debería existir una economía en desaceleración, en vista de que la inflación sigue siendo demasiado alta.

Bernanke indicó que por lo tanto, debería haber un período en el próximo año o dos en el que el crecimiento sea bajo, el desempleo aumente y la inflación siga siendo elevada.

Entonces podrías llamar a eso estanflación

predijo.

Te puede interesar: Estanflación: una pesadilla aún lejana para la economía mexicana

Críticas de Bernanke 

Es muy inusual que un expresidente de la Fed critique a un sucesor; los presidentes recientes, Alan Greenspan y Janet Yellen, parecen haber hecho todo lo posible para evitar las críticas. 

Las explicaciones de Bernanke sobre la estanflación fueron notables como una excepción, aunque también redactados cuidadosamente para no ser especialmente duros.

Bernanke hizo sus comentarios como parte de las apariciones en los medios antes de la publicación de un nuevo libro, Política monetaria del siglo XXI, donde explica los poderes de la Reserva Federal y el Congreso para impulsar o desacelerar la economía, en medio de una crisis en la cadena de suministro y una demanda elevada.

Antes de su giro más agresivo, el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) se comprometió a no subir las tasas hasta que la economía estuviera en un nivel consistente con el pleno empleo. 

En tanto, la Fed aumentó las tasas en medio punto a principios de este mes, el aumento individual más grande desde 2000, mientras que Powell dijo que había medidas similares sobre la mesa para las próximas dos reuniones. 

Los funcionarios también anunciaron que comenzarían a reducir su balance a partir del 1 de junio, de 9 billones de dólares a un ritmo que aumentará rápidamente a 95,000 millones de dólares por mes.

No dejes de leer: Fed “seguirá presionando” hasta que quede claro que la inflación disminuye: Powell

Con información de Bloomberg