13 de noviembre 2018 | 5:00 am

Las comisiones bancarias que se cobran en México resultan en algunos casos un lastre para aumentar el uso de algunos servicios bancarios, así como para facilitar el otorgamiento de créditos. No obstante, ante su posible eliminación, los bancos buscarán la forma de compensarlas.

El cobro de comisiones se ha puesto bajo la lupa por la iniciativa del senador de Morena, Ricardo Monreal, de eliminar al menos 13 de éstas, como los cargos anuales en tarjetas de crédito, cargos por transferencias de dinero a otros bancos y retiro de efectivo con tarjeta de crédito.

En este contexto, algunos analistas prevén que, de presionar las comisiones, los bancos simplemente enmendarán la pérdida de ingresos al cobrar tasas más altas en los préstamos.

Bank of America- Merril Lynch indicó en un reporte que Banorte y Santander México son los más vulnerables a los cambios propuestos, ya que las comisiones representan aproximadamente el 10% de los ingresos operativos totales y de aprobarse, estas entidades no se quedarán con los brazos cruzados.

Si se presionan las comisiones, creemos que los bancos intentarán compensar la pérdida de ingresos al cobrar tasas más altas en los préstamos, mitigando los efectos en el balance final

Bank of America- Merril Lynch.

Para Moody’s, los bancos más afectados serían aquellos con altas exposiciones al crédito minorista como Citibanamex, cuyas comisiones representaron 28% de los ingresos netos a agosto del 2018, así como Santander en el que las comisiones representaron el 21% de los ingresos.

“Los bancos probablemente tratarían de compensar los ingresos por comisiones más bajas con tasas de interés más altas, pero la presión competitiva, especialmente en el segmento de clientes minoristas, probablemente limitaría su capacidad para hacerlo”, escribieron Georges Hatcherian y Vicente Gómez, analistas de Moody’s.

En el primer trimestre de 2018 se registraron 85,698 reclamaciones por cobro de comisiones no reconocidas por los usuarios, por un monto de 218 millones de pesos (mdp), de acuerdo con la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, dijo el viernes pasado que no modificará el marco legal con relación al funcionamiento de bancos y de las financieras.

No obstante, el senador Monreal salió a la carga este lunes y dijo que no detendrá la discusión de la iniciativa. “Es el momento de establecer límites, autocontroles en las instituciones financieras. Nosotros no nos vamos a detener en nuestro trabajo legislativo”.

Comisiones vs usuarios

Entre el uso de servicios que las comisiones desincentivan destaca el de los cajeros automáticos. Por ejemplo, de los 32.9 millones de usuarios, el 73% no utilizó cajeros de otros bancos porque las comisiones que cobran son altas, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera 2017.

El cobro de este tipo de comisiones obstaculiza las operaciones de los clientes en diferentes sucursales bancarias, les limita los beneficios de contar con una red de cajeros automáticos integrada e introduce ineficiencias al mercado, de acuerdo con el Banco de México

Otra de las comisiones señaladas por rayar en el abuso es la de mantener un saldo mínimo en las cuentas de nómina.

Hay productos en donde te piden un saldo mínimo y eso no debe ser procedente porque es una manera de congelar tu salario para que no te cobren

Mario Di Costanzo, presidente de la Condusef.

Ariana, una profesionista de 34 años, es una de los miles de usuarios que cada vez que revisan su estado de cuenta bancario se llevan una sorpresa.

Para evitar el cobro de una comisión de 300 pesos debe mantener un saldo mínimo de 3,000 pesos en su cuenta.  “Dejé de usar la cuenta unos meses, cuando me depositaron 2,000 pesos ya no estaban porque el banco se cobró las comisiones”.

Adicionalmente, las comisiones son uno de los principales factores en contra para que las empresas accedan a un crédito bancario, además de las altas tasas de interés.

En el segundo trimestre de este año las empresas de hasta 100 empleados percibieron condiciones más costosas en las comisiones y otros gastos asociados al crédito bancario (42.4 puntos) y en las tasas de interés (16.0 puntos), según datos de Banxico.

Mientras que las empresas de más de 100 empleados consideraron que las condiciones respecto de las comisiones y otros gastos asociados al crédito bancario y las tasas de interés resultaron más costosas con relación al trimestre previo (39.9 y 24.7 puntos, respectivamente).