fbpx

14 de noviembre 2018 | 5:00 am

Durante una reunión entre Andrés Manuel López Obrador y los gobernadores de los estados del sureste que cubrirán la ruta del Tren Maya, se informó que la construcción del proyecto comenzaría el 16 de diciembre, pero los plazos establecidos por la ley no coinciden.

La Ley Federal de Obras Públicas y Servicios Relacionados con las mismas indica en el artículo 31 que en la convocatoria de licitación pública “se establecerán las bases en que se desarrollará el procedimiento y en las cuales se describirán los requisitos de participación”.

El documento debe contener el plazo de ejecución de los trabajos, las condiciones de pago del acuerdo, la forma en que los concursantes deberán acreditar su existencia legal y personalidad jurídica, así como establecer el plazo del contrato o servicio.

Además deberá especificar si la licitación es nacional o internacional, la descripción de la obra o servicio y lugar donde se llevará a cabo.

Este debe estar alojado en la plataforma CompraNet al menos durante 10 días hábiles previos a la publicación de la la convocatoria.

El Maestro en Derecho y consultor independiente, Damian Farias, explicó a EL CEO que durante este período algunas entidades como la Comisión Federal de Competencia Económica, la Auditoría Superior de la Federación y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público podrán hacerle comentarios y revisiones a la base.

Después de esto, se publicaría el concurso. El especialista prevé que dados los montos y tamaño del proyecto que la contratación será vía licitación internacional.

Bajo esta condición, la regulación vigente indica que el plazo durante el cual se podrán presentar las propuestas no puede ser menor a 20 días naturales.

Así va la suma

En caso de ser una licitación nacional, el plazo no puede ser menor a 15 días naturales. Esto quiere decir que el proceso -desde la presentación de las bases de licitación- se extenderá mínimo por 30 o 35 días naturales, teniendo poco tiempo de margen para la evaluación de las propuestas.

Para comenzar con la construcción el 16 de diciembre es necesario que las entidades publiquen la base de la convocatoria (para revisión) antes del 18 de noviembre.

La dependencia responsable del proyecto será la encargada de realizar las bases y la convocatoria, en este caso el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR) o en caso de que así se decida, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

Raúl Jiménez Pons, futuro director de Fonatur, declaró en un evento ante desarrolladores inmobiliarios que se lanzarán siete paquetes de licitación para el tren y los servicios relacionados.

Hasta el momento se desconocen los estudios de factibilidad económica, de impacto ambiental y técnicos necesarios para la planeación del proyecto.

Sin embargo, Jimñenez Pons declaró en entrevista a la cadena WRadio que los estudios que ya han llevado a cabo serán publicados a más tardar el lunes 19 de noviembre.

Impacto ambiental

El Artículo 20 de la Ley de Obras específica que las dependencias y entidades están obligadas a considerar los efectos sobre el medio ambiente que puedan causar la ejecución de las obras.

Al respecto, un especialista en Derecho Ambiental, que solicitó el anonimato, declaró que previo a la publicación de la convocatoria es necesario resolver cuestiones en torno a predios protegidos y revisar compatibilidades de uso de suelo, así como programas o estrategias de mitigación del impacto ambiental.

En este caso, la Secretaria de Medio Ambiente y Recursos Naturales sería la encargada de dictaminar. Destacó que en caso de que la SEMARNAT lo considere necesario podría detener o aplazar la construcción del proyecto.