15 de julio 2019 | 8:00 am

Advertisement

Del total de las reuniones y congresos realizados alrededor del mundo, 9% se fueron América Latina, con lo cual México se posicionó en el lugar 24 global por número de reuniones y congresos, según el reporte de International Congress and Convention Association (ICCA).

México cayó dos lugares, ya que en 2017 se ubicó en la posición 22. De acuerdo con el reporte, durante 2018 se realizaron en el país al menos 172 congresos internacionales que tuvieron aproximadamente 72,162 participantes.

La región latinoamericana se ubica en el quinto lugar del ranking por número de reuniones, mientras que el primer puesto lo tiene Estados Unidos, con 947 reuniones en el último año.

En el listado de la región latinoamericana, la ICCA recabó la información de 247 ciudades en las que se realizaron reuniones, entre esas se encuentran ocho ciudades mexicanas.

En temas de infraestructura, los estados con más centros de convenciones son Sinaloa, Guanajuato, Veracruz y CDMX, sin embargo esta última es la que más renombre tiene dentro de la industria.

“Hay por ejemplo ciudades en las que no se realizan eventos porque no son aptas o carecen de recintos, mientras que hay otras que cuentan con múltiples recintos, pero están subutilizados” dijo en entrevista Manuel Redondo, presidente de Fira Barcelona México, empresa especializada en realización de ferias, convenciones y congresos.

Por lo cual considera que la consolidación de este segmento de turismo es más un tema cultural que de infraestructura.

“Es más un tema de agremiar los diferentes sectores o de alinear algunas verticalidades de las industrias. No creo que sea un tema de infraestructura porque en temas de oferta hotelera y logística contamos con la suficiente para hacer más de estas reuniones”.

El directivo opina que a medida que se organicen los diferentes gremios para desarrollar eventos y congresos podrá incrementar tanto la derrama económica del turismo de reuniones como el desempeño de las industrias.

“No se trata únicamente de que haya más encuentros internacionales, sino que haya eventos regionales de los sectores económicos y esos hay que trabajarlos porque es lo que articula las industrias”, opina que es en esos espacios donde se realizan alianzas estratégicas, toma de decisiones y generación de conocimiento en torno al futuro de los sectores económicos.

Además de que se generan cadenas de valor, por ejemplo en Smart City Expo, evento recientemente organizado por FIRA, que se realizó en Puebla hubo participantes de 47 países y de acuerdo con el directivo se generaron alrededor de 300 empleos temporales.

Para esta ciudad, que en 2018 fue la sede de 16 eventos según la ICCA, el turismo de reuniones se ha perfilado como una oportunidad para contrarrestar los ciclos de turismo vacacional.

Este tipo de turismo permite que la gente venga con una inversión a obtener vivencias y desarollar una derrama económica fuerte. Es la que evita que las bajas de la temporada estacional perjudique a la industria turística. Cuando hay poco turismo vacacional estas actividades hacen que la gente ocupe los espacios , los recintos y la capacidad hotelera,

señaló Alejandro Cañedo Priesca, Secretario de Turismo de Puebla.

Los ingresos del estado por este segmento representan el 10% de los ingresos totales por turismo, el equivalente a 2,000 millones de pesos, estima el funcionario.