fbpx
Lyft

29 de marzo 2019 | 10:24 am

Lyft debutó en bolsa este jueves con una ganancia de 21.12% al abrir en 87.24 dólares después de posicionar su precio inicial en 72 dólares por acción. Por la tarde, los títulos recortaron su avance y cerraron con un alza de 8.74% lo que le otorgó a la compañía un valor de 22,400 millones de dólares.

Esta es la primera oferta pública inicial (OPI) de una startup de viajes compartidos, recaudando más de lo que había previsto al hacer que los inversionistas ignoraran la incertidumbre sobre su camino para convertirse en una empresa rentable.

La valuación de Lyft allana el camino para otras compañías de Silicon Valley que buscan participar en el mercado de valores este año, como Pinterest, Slack Technologies y Postmates.

La OPI de Lyft prepara el escenario para el debut en el mercado de valores de su rival más grande, Uber, la cual comenzará en abril. Sus banqueros de inversión le han dicho a Uber que podría ser valorado en hasta 120,000 millones de dólares.

El éxito de la OPI se produjo pese a las fuertes pérdidas de Lyft, las críticas a su estructura de acciones de clase dual y algunas preocupaciones sobre su estrategia de conducción autónoma, por temor a perderse el fuerte crecimiento de ingresos de la empresa.

“En un buen mercado, la gente mira más allá de las cosas. No ven tanto los problemas”, afirmó el cofundador de la firma de datos Sageworks, Brian Hamilton, hablando antes de los precios.

Se espera que la industria del transporte crezca rápidamente en los próximos años, ya que los jóvenes de la generación millennial en las grandes ciudades eligen no comprar su propio automóvil. Sin embargo, el sector está lleno de preguntas sobre el futuro de la conducción automatizada, el rechazo regulatorio y los desafíos legales sobre el pago y las prestaciones laborales de los conductores.

 

Con información de Reuters