3 de enero 2019 | 5:00 am

Advertisement

¿Recuerdas al Google de 1998? Sí, ese cuya primer oficina fue un garaje ubicado a las afueras de Menlo Park, California, propiedad de Susan Wojcicki, actual CEO de YouTube y la empleada número 16 del gigante de internet. 

Hoy en día no ha cambiado mucho el concepto que crearon Larry Page y Sergey Brin en 1995 mientras estudiaban en Stanford: un motor de búsqueda que emplea enlaces y algoritmos para determinar la importancia de cada página en la web.

Tanto Page como Brin hicieron rentable la tecnología detrás de Google. Por ejemplo, en 2017 los ingresos de Alphabet, matriz de Google, totalizaron en 109,650 millones de dólares. El efectivo disponible de la empresa ese año fue de 23,910 millones de dólares.

Las grandes cajas de efectivo de Google le permitieron ser uno de los ejemplos más claros de la escalabilidad de las empresas de tecnología.

Si bien Google hoy es el buscador líder con 67.18% de todas las búsquedas en el mundo, de acuerdo con Net Marketshare, lo que sí ha cambiado en la empresa es que ha diversificado sus inversiones y esfuerzos para desarrollar negocios en otras industrias, entre ellas la de telecomunicaciones, hardware y hasta biotecnología.

Advertisement