parler disponible web

8 de enero 2021 | 7:37 pm

Parler, la plataforma alternativa a Twitter preferida por la derecha conservadora de Estados Unidos, incluidos los seguidores de Donald Trump, quedó fuera de Play Store, la tienda de aplicaciones de Google, debido a la que no ha eliminado publicaciones que incitan a la violencia.

“Para proteger la seguridad de los usuarios en Google Play, nuestros lineamientos de larga data requieren que las apps que muestran contenido generado por los usuarios tengan políticas de moderación que retire contenidos indignantes, como publicaciones que inciten a la violencia”, dijo un vocero de Google a un reportero de Politico.

“Todos los desarrolladores aceptan cumplir esos términos y le hemos recordado a Parler de esta política clara en los últimos meses. Estamos conscientes de publicaciones continuas en la app de Parler que buscan incitar a la violencia en EU (…) Dada la amenaza urgente y continua a la seguridad pública, estamos suspendiendo el listado de la app en la Play Store hasta que resuelva estos problemas”.

Este viernes, Apple también lanzó un ultimátum a Parler para que moderara el contenido en la aplicación o sería eliminada de la App Store, reportó Buzfeed News.

Parler ya no está disponible en la Play Store, pero hasta la publicación de esta nota seguía presente en la App Store. La red social sigue disponible en otras tiendas para Android y en web.

Twitter suspendió este viernes la cuenta de Donald Trump de manera permanente tras los hechos violentos registrados el miércoles en el Capitolio, cuando seguidores del presidente republicaron irrumpieron en el precinto para frenar la confirmación del triunfo de Joe Biden.

Si bien la invasión del Capitolio por parte de la turba no tuvo precedentes, sí hubo abundantes advertencias en los días previos. Muchos partidarios de Trump que viajaron a la capital compartieron planes y se organizaron en sitios como Parler.

Algunos carteles discutieron formas de introducir armas ilegalmente en Washington. En una publicación en Parler, el líder del grupo extremista Proud Boys, Enrique Tarrio, prometió la asistencia del grupo a la manifestación del miércoles. Tarrio fue arrestado el lunes en Washington por destrucción de propiedad durante una protesta del mes pasado y posesión de un cargador de armas de fuego. Se declaró inocente, pero se le ordenó abandonar la ciudad el martes.

Joe Biggs, un organizador de Proud Boys, dijo que más de 65 miembros de su grupo asistieron a las protestas, pero no sabía si alguno de ellos había entrado en el Capitolio. Añadió que aconsejó a otros miembros que evitaran confrontaciones con la policía.

En Twitter, a partir del 1 de enero, hubo 1,480 mensajes de cuentas relacionadas con el movimiento de teorías conspirativas QAnon que hacían referencia al mitin de Trump del 6 de enero y contenían referencias a violencia, dijo un exfuncionario de inteligencia que monitoriza a los extremistas en redes sociales. Estos incluían llamados a un “alzamiento de patriotas”.

Convencida de que a Donald Trump le robaron las elecciones e irritada por la moderación de los mensajes del presidente republicano por parte de Twitter y Facebook, la derecha conservadora de Estados Unidos migró a las llamadas plataformas “alternativas” tras las elecciones del 3 de noviembre.

El principal beneficiario de este fenómeno fue la red social Parler, cuya aplicación fue descargada más de 3 millones de veces de las tiendas online de Apple y Google en los siete días posteriores a las elecciones, lo que representó 41% de las instalaciones desde su lanzamiento, según el sitio especializado SensorTower.

Dada la nula moderación en la plataforma, las publicaciones engañosas o falsas se proliferaron fácilmente, entre ellas las de usuarios que afirmaban en ellas, sin pruebas, que hubo fraudes electorales masivos en numerosos estados clave para poner en desventaja al presidente, que no logró obtener un segundo mandato.

Con información de AFP y Reuters