28 de febrero 2022 | 5:00 am

Uno de los eventos más esperados al inicio del 2022 fue el Parlamento Abierto de la Reforma Eléctrica, donde los participantes del sector público y privado acudieron a debatir los beneficios y consecuencias de los cambios regulatorios que pondrían en juego al menos 40,000 millones de dólares

EL CEO recopiló las posturas de los principales protagonistas que defendieron o criticaron los impactos de modificar los artículos 25, 27 y 28 de la Constitución, con los que se busca concentrar todas las actividades del sector eléctrico en la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y corregir las distorsiones que se generaron en el mercado con la reforma energética del 2013.

De este ejercicio legislativo que se llevó a cabo del 17 de enero al 28 de febrero se espera que los integrantes de la LXV Legislatura de la cámara baja consideren las opiniones expuestas y que decidan en favor de los bolsillo de las familias mexicanas y de las tarifas que pagan de electricidad. 

Los dimes y diretes del autoabasto

Los esquemas de autoabasto fue uno de los tema más álgidos del parlamento abierto y quien puso mas furor fue precisamente el director de la CFE, Manuel Bartlett, al insistir en que dicha figura “ha sido un atraco” porque permite que las grandes cadenas comerciales y bancos no paguen el uso de red eléctrica.

 Se necesita una reforma constitucional porque la urdimbre de contratos de autoabasto y de proveedores están dando como resultado la desaparición de la CFE

advirtió .

A la par, Adrián Olvera, director general de CFE Generación, calificó a las generadoras de constituir un monopolio que comete fraudes a la ley. 

 Las sociedades de autoabastecimiento constituyen un esquema ilegal, ya que se trata de generadores que simulan tener múltiples socios, pero que en realidad son sus clientes

declaró .

El autoabasto es una figura que existe desde 1992 para que los grandes corporativos surtan de energía a sus distintas empresas, y a partir de la reforma energética del 2013, la Comisión Reguladora de Energía (CRE) otorgó múltiples permisos para operar esta modalidad que se fue distorsionando con el tiempo. 

Ricardo Mota Palomino, director del Centro Nacional de Control de Energía (Cenace), se mostró en la misma sintonía y destacó que la reforma energética del 2013 afectó a CFE de tal manera que está apunto del colapso. 

Su carátula financiera está cada vez más deteriorada (…) De continuar esta tendencia vendrá un colapso con una severa afectación para todo el país. La reforma energética no privatizó a la empresa pública (CFE), pero le impuso condiciones tan severas que ahora la tienen abrumada y en una situación insostenible.

CCE da la cara por el esquema de autoabasto 

Aunque empresas como Iberdrola, Saavi Energía, Enel, Naturgy y Mitsui&Co podrían verse impactadas por la reforma eléctrica, fue el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) el que salió a dar la cara para defender el esquema de autoabasto. 

En voz de Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), la iniciativa privada aseguró que todos los contratos suscritos se hicieron al amparo de licitaciones públicas, convocadas por la CFE y también se registraron como parte del presupuesto. 

 Algunos jugadores políticos han dicho que las empresas han operado siempre de manera ilegal, pero esto no es cierto. Lo hemos dicho siempre: que se castigue quien haya violado la ley, pero no se requiere una reforma constitucional para aplicar las leyes que tenemos

 aseguró.

Remarcó que hay más de 150 proyectos a futuro que equivalen a más de 40,000 millones de dólares en inversión y que están detenidos, pese a que el país los necesita, “los proyectos requieren certidumbre regulatoria y si hay más oferta, los precios bajan, es un principio económico básico”,  

También, el representante de la iniciativa privada sostuvo que el gobierno tiene el control del sector eléctrico mexicano. 

 “¿Qué más control necesita el Estado cuando independientemente de quién genera y cómo se genera la electricidad, se tiene todo el control de los costos y de la manera de llevarla a los consumidores? ahí está la soberanía señores diputados”, manifestó Carlos Salazar. 

Una de las empresas más señaladas por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador por aprovecharse de la regulación de la industria eléctrica es la española Iberdrola, la cual, si bien recibió invitación para participar en el parlamento abierto, “brilló por su ausencia”. 

Más concentración a CFE

La iniciativa del presidente López Obrador busca que CFE tenga mayor control del sector eléctrico, es decir, que genere 54% de la energía y los privados el 46% restante y que se elimine la figura de autoabasto.

El gobierno sostiene que algunas compañías que operan esta modalidad terminaron surtiendo a comercios ajenos, bajo una operación simulada. 

 Se espantan del monopolio estatal, pero nunca hablan del monopolio privado, nunca hablan del control privado enorme que tienen los grandes monopolios que están en estas grandes corporaciones y que no tienen un poder económico local sino global

reclamó Miguel Reyes Hernández, director general de CFE Energía y CFE Internacional. 

Precisó que Iberdrola, Enel, Naturgy, Saavi y Mitsui&Co son los monopolios que concentran la generación de electricidad y reciben un subsidio del Estado que beneficia a empresas como Femsa, Pepsico, Oxxo, Kimberly Clark, La Comer, Ford y Grupo Modelo, entre otros grandes corporativos, que de aprobarse la reforma, tendrán que comprar la energía a la CFE. 

“Son 75,000 millones de pesos lo que no pagan los privados, pues no asumen respaldo ni transmisión, ni el costo de un concepto nuevo que se llama demanda evitada” acusó Miguel Reyes.

 Hasta ahora, hay 233 contratos de plantas de autoabasto, de las cuales 109 son ilegales, según la CFE.

Litio, ¿del estado o de los privados?

 Otro de los grandes temas de discusión fue el litio que hay en México, pues la reforma busca que solo lo explote el Estado Mexicano, sin embargo, no hay suficientes recursos ni la tecnología para hacerlo, según la Cámara Minera de México (Camimex).

 Se requiere de un esfuerzo de exploración del territorio en busca de yacimientos, largos periodos de maduración para los proyectos y fuertes inversiones en desarrollo y tecnología para explotar el mineral

declaró José Jaime Gutiérrez Nuñez, presidente de la Camimex. 

El presupuesto para el 2022 que el Servicio Geológico Mexicano dedica a la exploración de minerales es de 1,000 millones de pesos, lo que significa un nivel 10 veces menor respecto al monto que dedican las compañías privadas, que es de 10,400 millones de pesos.

Durante el Parlamento Abierto también se trataron la eliminación que la reforma busca de los Certificados de Energía Limpia (CEL`s), de las comisiones Reguladora de Energía (CRE) y de Hidrocarburos, así como el traslado del Cenace a la CFE. 

Jorge Toro, director de investigación y desarrollo del Consejo del Sistema Nacional de Educación Tecnológica, destacó que la  CFE desembolsa alrededor de 4,500 millones de pesos anuales al comprar los CEL’s que emite la CRE, lo que representa un gasto innecesario para el erario.

Del 2019 al 2022, el monto de adquisición de CEL’s subió de 2,000 millones de pesos a 18,000 milones de pesos (…) afecta a las finanzas públicas. Es un costo al erario , dijo al participar en el cuarto debate del Parlamento Abierto.

El Parlamento Abierto se llevó a cabo bajo la orden del gobierno a los ponentes de la CFE de realizar las presentaciones basándose en la emoción y la necesidad de fortalecer a la CFE, y no en un formato académico o de expertos. 

Con los 25 foros realizados y el cierre del Parlamento, la iniciativa privada espera que los legisladores consideren los beneficios de la reforma energética, que permitió que invirtieran en el sector 44,000 millones de dólares.