fbpx

5 de junio 2019 | 5:00 am

La Guardia Nacional empezará en junio su despliegue nacional para realizar labores de seguridad pública, con el reto de evitar que su participación en dichas tareas incremente los niveles de violencia en gran parte del país, como sucedió durante la última década.

El cuerpo policiaco empezará a funcionar en Guanajuato, Estado de México, Jalisco, Ciudad de México, Guerrero, Veracruz, Michoacán y Morelos, estados en donde se reportaron casi la mitad de homicidios dolosos en los primeros cinco meses de la presidencia de Andrés Manuel López Obrador.

Sin embargo, de acuerdo con las experiencias de los gobiernos de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, el despliegue de más elementos policiacos puede disparar los niveles de inseguridad, dice Leopoldo Rodríguez, director de GESEC Consultores en Gerencia Pública.

“Basados en los dos últimos gobiernos, la tendencia apunta a que la violencia se mantendrá en los niveles actuales pero con el riesgo sumado de que la Guardia Nacional actúe como las fuerzas armadas lo hicieron en los casos de Tlatlaya o Ayotzinapa en el sexenio de Peña Nieto”, opina el experto.

La violencia se mantiene

De acuerdo con el reporte de Organized Crime and Justice in Mexico (Crimen organizado y justicia en México) del programa Justice in Mexico, desde el inicio de la guerra contra las drogas del expresidente Felipe Calderón, México fue el país del hemisferio occidental donde más se elevaron los niveles de violencia.

El reporte indica que desde inicios de este siglo se reportaron más de 332,000 asesinatos, con una subida sustancial a partir del 2008, cuando se alcanzó la tasa más alta de homicidios desde 1996.

Este fenómeno es consecuencia del combate frontal que planteó Calderón a los grupos del crimen organizado, debido a que la disciplina militar está enfocada hacia el “exterminio del enemigo”, lo que multiplicó las muertas en todos los bandos que están enfrentados, dice Rodríguez Aranda.

Entre diciembre de 2018 y abril de 2019 se reportó una ligera bajada en los homicidios dolosos en comparación con el año anterior, según el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), aunque por ahora la Guardia Nacional está presente solo en algunos municipios de Veracruz y Oaxaca.

Para el primer mes de la administración de López Obrador se registró un crecimiento del 11.3% en los casos de homicidio doloso en comparación con el mismo año del año anterior; para el segundo del 13.23%; para el tercero del 15.22%; para el cuarto del 2.02%; y para el cuarto el SESNSP reportó 3.48% menos asesinatos que el mismo periodo del 2018.

No obstante, los números que dio el gobierno federal determinan que en México son asesinadas 79.6 personas diariamente, es decir 3.3 por cada hora o una cada 18.8 minutos.

Inversión, clave para el éxito

Para José Luis Estrada, politólogo de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), la estrategia de seguridad que debe implementar el gobierno debe recaer en la “cultura de prevención” del delito más que en el accionar de un nuevo cuerpo policiaco que, además, requerirá de una mayor inversión de recursos humanos y financieros.

Según el Índice de Paz México: Mexico Peace Index 2019, los elevados niveles de violencia le costaron a México 268,000 millones de dólares en 2018 y los resultados fueron críticos: solo el 7% de los delitos se denunciaron y solo el 3% cerraron con una sentencia, lo que dejó una tasa de impunidad del 97%.

El gasto que el gobierno le destinó a las fuerzas policiales y al sistema judicial, dice el informe, fue de solo la mitad del promedio de los demás países que integran la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

En el Plan Nacional de Paz y Seguridad se proyecta incorporar en un periodo de tres años hasta 50,000 nuevos elementos jóvenes a la Guardia Nacional.

Si se logra dicha afiliación, los recursos humanos de la Secretaría de Defensa Nacional (Sedena) y la de Marina (Semar) llegarán a los 319,738 elementos enlistados, el mayor número de efectivos desde 1995 según los registros oficiales.

Alfonso Durazo Montaño, secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, informó este lunes que el presupuesto para la Guardia Nacional será de 17,500 millones de pesos (mdp) y que en total -entre Ejército, Policía Federal y Marina- la inversión asciende a 70,000 mdp.