tramo 5 tren maya

9 de junio 2021 | 8:39 am

El gobierno federal firmó el contrato con el consorcio liderado por la empresa francesa Bombardier y la canadiense Alstom para la adquisición de trenes y vagones que formarán parte del Tren Maya, una inversión que asciende a 36,000 millones de pesos. 

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que los trenes se construirán en Ciudad Sahagún, Hidalgo, donde están ubicadas las plantas de producción de ambas empresas.

“Me da mucho gusto que los trenes para el Tren Maya se van a fabricar en México, significa crear empleos. Es una inversión de alrededor 36,000 millones de pesos, estamos muy contentos porque además son empresas serias, responsables; estoy seguro que van a cumplir”, dijo López Obrador en su conferencia.

Maite Ramos Gómez, directora general de Alstom México y representante legal de Bombardier Transportation México, informó que a partir de este anuncio se da inicio a la construcción del material rodante.

AMLO dijo que esperan tener los trenes para 2023, porque el Tren Maya iniciará operaciones a finales de ese año. Además, adelantó que el próximo año hará una consulta sobre la revocación de mandato. 

“Vamos, entre otras cosas, a un referéndum a una consulta para la revocación de mandato el año próximo, esto está de por medio, pero si las cosas salen bien es hasta septiembre de 2024, entonces ya para entonces estaría en operación el Tren Maya”, indicó el mandatario. 

El director de Fonatur, Rogelio Jimenez Pons, dijo que el monto de 36,560 millones de pesos quedó por debajo de los 40,000 millones estimados. 

Además se solicitó que se contara con un grado mínimo del 65% de integración, referente a materiales a utilizar. 

“Habíamos pedido un mínimo de 65% de grado de integración, esto es la cantidad de elementos que componen los trenes. El grupo ganador llegó al 72% de grado de integración. Esto es fundamental porque es empleo para los mexicanos”, sostuvo Pons.

La licitación adjudicada al consorcio el pasado 26 de mayo incluye la adquisición, prueba y puesta en marcha de 42 trenes; la adquisición, equipamiento, prueba y puesta en funcionamiento de sistemas ferroviarios para la operación, así como el diseño, construcción y puesta en servicio de infraestructura como puestos de control.

También lee: Así serán los vagones del Tren Maya

Además del diseño, construcción y equipamiento de talleres de mantenimiento para los trenes y el servicio de posventa para conservación del equipo.