Inflación México Estados Unidos

15 de agosto 2022 | 8:00 am

Advertisement

Del último dato de inflación en México y Estados Unidos correspondiente al mes de julio, se puede anticipar dos escenarios con alta probabilidad de concretarse:

  • Entre agosto y septiembre la tasa anual de inflación en México superará a la estadounidense.  
  • La inflación en Estados Unidos finalizaría el 2022 en un nivel menor a la de México.

A pesar de ello, en términos generales en ambos casos la inflación anual seguiría en niveles muy altos, alejados de los objetivos de sus respectivos bancos centrales.

Esto de que los niveles de inflación de ambos países se parezcan, es relativamente nuevo.

En 2001, el Banco de México anunció el establecimiento de un esquema de objetivos de inflación. Este consiste en la definición de metas explícitas de mediano y largo plazo que sirvan de orientación a las acciones de política monetaria.

Una de las principales consideraciones para la determinación de esta meta fue la de converger a niveles similares a los que registran nuestros principales socios comerciales, particularmente Estados Unidos. Y se logró. En las últimas dos décadas hemos observado la menor diferencia de inflaciones entre un país y el otro. 

Sin embargo, la mayoría de las veces se da que en México la inflación es más alta. Esto tiene que ver sobre todo porque el nivel de desarrollo de una economía está estrechamente relacionado con los moldes de gasto de los agentes económicos. 

Así, las economías más desarrolladas destinan una mayor proporción de su gasto a servicios y bienes durables, mientras que a menor nivel de desarrollo la proporción de gasto destinada a bienes no durables se incrementa. 

En el caso de México, al tener una economía menos desarrollada que la de Estados Unidos, la proporción de gasto destinada a productos alimenticios es mayor, mientras que la que se dirige a los servicios es menor.

Esto es relevante porque generalmente son los precios de bienes no durables, en particular los alimentos, los que presentan una mayor volatilidad y susceptibilidad a todo tipo de choques.

Te puede interesar: Es demasiado pronto para ‘declarar victoria’ en la lucha contra la inflación: Fed

Impacto en portafolios y cotización cambiaria

Más allá de la parte anecdótica, este fenómeno de que la inflación en Estados Unidos pueda converger más rápido que en México a los objetivos de las autoridades monetarias, podría implicar impactos en el reordenamiento de portafolios y con ello, en la cotización cambiaria del peso mexicano frente al dólar. 

En este 2022, gran parte de la fortaleza relativa de la moneda mexicana se justifica porque en términos reales, la tasa de interés es más atractiva en México que en EU. Banxico inició su proceso de subidas de tasas en junio de 2021, mientras la Fed lo hizo hasta marzo de 2022. 

Con los dos bancos centrales subiendo tasas de interés y con la inflación bajando más rápido en EU que en México, en determinado momento los inversionistas considerarán más rentable decantarse por activos denominados en dólares. 

Aunque buscar estimar de forma efectiva niveles de tipo de cambio para los siguientes meses es una tarea prácticamente imposible, esto es un elemento esencial que cualquier análisis debe incorporar para buscar anticipar tendencias hacia donde se puede mover la moneda. 

Así, se justifica pensar en niveles más altos (a los actuales) del tipo de cambio para los cierres de año para 2022 y 2023. Tampoco depreciaciones significativas, pero quizá valores para diciembre de 2022 de 20.80 pesos al mayoreo y de 21.70 para cierre del próximo año. 

También puedes leer: Inversionistas se refugian en las acciones de crecimiento de EU; temores por inflación disminuyen

*James Salazar Salinas es subdirector de análisis económico de CI Banco. Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad del autor.

Advertisement