fbpx

14 de junio 2019 | 5:00 am

Las empresas de infraestructura, construcción y operadoras de carreteras están a la expectativa de los planes del nuevo gobierno en esta materia, toda vez que hasta el momento no han habido anuncios de grandes inversiones y, por el contrario, sí solicitudes de reducir las tarifas que cobran en algunos de sus proyectos o bien posibles investigaciones sobre sus títulos de concesión.

Empresas como Pinfra, Aleatica e Ideal son algunas de las más expuestas a la incertidumbre y la ralentización del gasto en infraestructura carretera, así como por las eventuales dificultades para concluir sus proyectos o incluso que algunos puedan ser cancelados.

Es un sector que desde hace algunos años no genera el atractivo de los inversionistas, que se ve empeorado por las declaraciones de algunos actores políticos y se puede esperar que algunas empresas puedan sufrir la misma presión que Pinfra

dijo Jacobo Rodríguez, director de análisis financiero en Black Wallstreet Capital.

Rodríguez se refiere a la decisión de López Obrador de cancelar la última caseta de cobro ubicada en la autopista Colima-Manzanillo, controlada por la empresa Pinfra y cuya concesión se extiende hasta 2050.

“Le pedí al secretario que hablara con el concesionario de la carretera (…) Va a seguir los procedimientos y terminado este acto le voy a hablar por teléfono para que ningún automóvil, ya sea de Colima o de lo que va Manzanillo, tenga que pagar la caseta”, comentó el presidente López Obrador en un evento en el estado de Colima.

El costo de la caseta era de 145 pesos, pero la petición del Presidente sólo incluía eliminar la cuota para autos particulares, por lo que se mantiene la del transporte de carga, el cual representa el 80% del aforo en esa vía.

Ante esta noticia, Citibanamex realizó un análisis y calificó como “inocente” la decisión, porque la suspensión de las tarifas para automóviles representa aproximadamente el 3% de los ingresos de la compañía.

No obstante, la solicitud presidencial para que una empresa privada, dueña de una concesión, deje de cobrar a los automovilistas sienta un precedente.

Pinfra cuenta con 10 concesiones de autopistas de peaje, estatales y federales en todo el país.

Aleatica y su ‘joya de la corona’

Aleatica (antes OHL) se vio en peligro después de que legisladores de la bancada de Morena en el Estado de México querían revocarle la concesión del Circuito Exterior Mexiquense, porque a su punto de vista, consideraron que la carretera “ya benefició mucho” a la firma.

Los ingresos por cuota de peaje de esta vialidad en el Estado de México representaron el 60% del total de lo que percibe la compañía, el resto se divide de forma casi proporcional entre el Viaducto Bicentenario, la Autopista Urbana Norte y la Autopista Amozoc-Perote, de acuerdo a los reportes trimestres de la firma.

Hasta el momento, la propuesta quedó en el tintero, pero el congreso local ya derogó la ley que le permitía a la empresa la administración de las autopistas dentro del estado, aun después de que el concesionario hubiera recuperado su inversión y obtenido ganancias.

Aleatica tiene siete concesiones viales en México.

Ideal, otra potencial afectada

La filial de Grupo Carso, Ideal, dio a conocer que de la autopista Jalapa-Puerto Vallarta tiene concesionado uno de los tres tramos, el cual fue adjudicado en 2016.

Esto, después de que el presidente López Obrador dijo en mayo pasado que le quitaría la concesión de la carretera porque llevaba en construcción 10 años.

“La concesionaria recibió la autorización por parte de la SCT para el inicio de la obra preparatoria con fecha 30 de agosto de 2018 y la más reciente en abril de 2019”, comunicó Grupo Carso en un comunicado.

La compañía cuenta con 11 concesiones viales en todo el país.