7 de enero 2022 | 6:00 pm

Advertisement

Ante el crecimiento de la red 5G en México, el sector de telecomunicaciones requiere más que nunca del regulador del mercado para cuidar la competencia en el país, es decir, del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), aseguró Mónica Aspe Bernal, CEO de AT&T.

Tenemos al IFT, un regulador técnicamente especializado al que hay que fortalecer para que emita regulación de manera más decisiva y dinámica. Necesitamos más regulador, no un menor regulador

dijo al participar en el panel Competitividad económica en México, organizado por el ITAM. 

Puedes leer: IFT aún puede frenar tope salarial, pese a negativa de la Corte

La directiva aseguró que sin duda preocupan las iniciativas que se han presentado para debilitar al regulador que van desde ajustes presupuestarios, el retraso para elegir a los comisionados y los topes salariales a los funcionarios que conforman el IFT. 

Como representante de un agente regulado (AT&T), se deben exigir resultados a los reguladores y al mismo tiempo se debe fortalecer el IFT, enfatizó Aspe Bernal. 

Lo anterior lo comentó justamente ante los planes que tiene el gigante de telecomunicaciones de desplegar su red 5G durante los próximos tres años, “viene el 5G con un nuevo ecosistema digital y tenemos que subirnos de lleno a este sistema”. 

Telecom debe continuar con inversiones 

Aspe Bernal comentó que el gran reto en el sector de las telecomunicaciones es la continuidad de las inversiones; mientras que el mayor obstáculo es la concentración de mercado. 

La concentración persiste y se traduce en prácticas anticompetitivas y frena realmente la oportunidad de México de entrarle de lleno a la economía digital

Indicó que este tipo de prácticas se han vivido en diferentes países, pero con la regulación de las instituciones se logró dar entrada a la economía digital de manera más eficiente. 

En el caso de México, si bien se hizo la reforma en telecomunicaciones en 2013, se requieren hacer más ajustes, pues “un mercado concentrado impacta finalmente a los consumidores y particularmente cuando es un sector tan crítico para la economía”. 

PIB de Telecom avanza más que PIB nacional

La directiva mencionó que mientras el PIB de telecomunicaciones creció en un promedio anual 9.3% entre 2013 y 2021, el PIB de México lo hizo solo en 1.3%. 

Aspe Bernar también aprovechó para decir que el espectro es “brutalmente caro” en México, lo cual es un grave problema porque se traslada en gran medida a los consumidores. 

El espectro en México, me parece, es el más caro de América Latina y sin duda es de los más alto en el mundo en relación a nuestra economía y es un impuesto a la inclusión digital