General Motors salarios

27 de mayo 2022 | 6:29 pm

El fabricante de vehículos General Motors (GM) negoció un nuevo contrato con empleados en México para mantener operaciones, gracias a la votación de trabajadores efectuada en la planta de Silao, Guanajuato, donde se realiza la producción de Pick-ups.

Se estima que el nuevo contrato fue aprobado por el 87% de los empleados que emitieron su voto a favor, según informó el Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral de México.

A mediados de mayo, GM acordó un aumento salarial del 8.5% con un nuevo sindicato independiente, reveló Reuters en ese momento.

La representante comercial de Estados Unidos, Katherine Tai, aseveró que esta votación de los trabajadores es un ejemplo de los beneficios que puede otorgar una “verdadera negociación colectiva”.

Los trabajadores ya no tienen que tolerar contratos negociados a sus espaldas y tienen derecho a votar sobre un acuerdo después de que se negocie

añadió Katherine Tai

Leer: General Motors acuerda alza salarial de 8.5% en su planta de Silao 

Organismos y dependencias que facilitan la inclusión del trabajador

Este procesos de darle voz, voto y visibilización a los trabajadores mexicanos por parte de la empresa norteamericana, se debe en parte a las protecciones en materia laboral que proporciona el Tratado de México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC)

General Motors expresó que conforme a la ley mexicana de trabajo se debe esperar una determinación oficial del Centro Federal de Conciliación y Registro Laboral para dar por finalizado el proceso.

Por su parte, la Secretaria de Trabajo del gobierno mexicano informó que este nuevo contrato podrá entrar en vigor en el mes de junio del presente año.

El trabajo conjunto de las instituciones ayudó a los trabajadores a llegar a este voto, y Estados Unidos continuará trabajando con México para proteger los derechos de los trabajadores

dijo Katherine Tai.

Antecedentes del conflicto 

La planta de Silao tuvo altercados internos en el mes de abril del año pasado a causa de una votación que giraba en torno a un contrato sindical, a razón de esto, la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR, por sus siglas en inglés) pidió la intervención del T-MEC.

Parte de la investigación giró respecto a los supuestos abusos de la planta hacia sus trabajadores, por lo que también se requirió la intervención del gobierno mexicano para tratar el asunto en mayo de 2021.

Puedes leer: General Motors anuncia un servicio de venta de autos usados por internet

Con información de Reuters