marihuana, cannabis

6 de abril 2020 | 5:28 pm

El consumo de cannabis ha incrementado en Estados Unidos, debido al confinamiento ordenado por las autoridades para detener la propagación de la pandemia de COVID-19, de acuerdo con un reporte de Bank Of America (BofA).

“A medida que los consumidores se preparan para periodos prolongados de quedarse en casa, se abastecen de bienes de consumo, que incluyen productos de cannabis”, menciona la firma.

Casi todos los 33 estados con mercados de marihuana medicinal o recreativa han clasificado a los negocios de cannabis como servicios esenciales, señala Politico. “San Francisco y Denver inicialmente anunciaron planes de cerrar los dispensarios, pero inmediatamente se retractaron ante el furor público”, explica.

Entre los beneficiados por el confinamiento se encuentran compañías como Aurora Cannabis, Tilray, Rubicon Organics y Canopy Growth.

Sin embargo, aunque las ventas de las compañías de cannabis se dispararon 90% en marzo, según datos del portal Krypto Szene, la aceleración de la demanda impulsada por el distanciamiento social aún no se ve reflejada en los precios de las acciones de los productores de mariguana, señala BofA.

El valor de mercado de Aurora, que reportó una pérdida neta de 981 millones de dólares durante su segundo trimestre fiscal de 2020, perdió 30.3% durante el mes pasado, lo que significa un retroceso tres veces mayor que la caída del Promedio Industrial Dow Jones en marzo.

Asimismo, las acciones de Canopy Growth perdieron alrededor del 21% en valor, mientras que Tilray encabeza la lista de pérdidas con una caída de 51%.

Rubicon Organics, que perdió 51% de su capitalización en el mercado en marzo, anunció que completó la venta de su invernadero híbrido en Ferndale, Washington por 8.5 millones de dólares. Los ingresos de la venta fortalecerán el balance de la compañía.

“Esta transacción crea un gran valor para nuestros accionistas”, dijo Bryan Disher, presidente de la junta de Rubicon. 

El incremento de la demanda de cannabis no es exclusivo de Estados Unidos, no obstante, no existen datos precisos sobre la demanda en otros países durante el confinamiento por el coronavirus.

En Canadá y Holanda se observó un aumento en la afluencia dentro de las tiendas de cannabis a mediados de marzo, cuando se disparó el número de contagios fuera de China, donde se originó el brote, de acuerdo con la agencia AFP.