aeronave, boeing, avion

29 de abril 2019 | 5:03 pm

Boeing espera que la Administración Federal de Aviación (FAA por sus siglas en inglés) de Estados Unidos pruebe las modificaciones que ha hecho al software de su modelo 737 MAX para finales de la próxima semana, dijo un portavoz de compañía aeronáutica.

La empresa considera que la certificación del software, un paso clave para que los aparatos de este modelo vuelvan a volar, se producirá después de la reunión que la FAA mantendrá el 23 de mayo con reguladores de todo el mundo,

dijo el representante de Boeing.

Autoridades a nivel mundial prohibieron operar los 737 MAX después de dos accidentes en seis meses de dos naves del modelo que causaron la muerte de 346 personas.

En ambos accidentes, las primeras conclusiones apuntan a un mal funcionamiento del sistema estabilizador, denominado MCAS.

Boeing calcula que la inmovilización le ha costado 1,000 millones de dólares, además, realizó cambios en este sistema para obtener de nuevo el permiso para operar, que según una fuente cercana al caso podría recibir en julio.

Un portavoz del regulador aéreo anunció la semana pasada que había convocado a homólogos de varios países a una reunión el 23 de mayo en Washington para hablar de los cambios hechos por Boeing en el software, MCAS.

No anunciamos ni la fecha ni el momento preciso donde se efectuará la prueba

declaró el mismo portavoz este lunes.

El CEO de Boeing, Dennis Muilenburg, descartó hoy nuevamente defectos en el MCAS o una posible precipitación en la certificación del sistema, una versión contraria a la de testigos y empleados, así como a las conclusiones de los investigadores.

Muilenburg aseguró que los accidentes sufridos por los aviones 737 MAX en los últimos meses, como en la mayoría de casos, fueron consecuencia de una ‘cadena de acontecimientos’ y no solo de un factor.