IEA crudo

2 de agosto 2021 | 2:38 pm

Los precios del petróleo bajaron más de 3% este lunes por datos que mostraron una desaceleración de la actividad de fábricas de China y Estados Unidos, y por las crecientes preocupaciones sobre la propagación de la variante delta del COVID-19.

El WTI de Estados Unidos para entrega en septiembre retrocedió 3.6%, a 71.26 dólares por barril, y el contrato del Brent de octubre pierde 3.3%, a 72.89 dólares, de acuerdo con datos de MarketWatch.

El viernes, los petroprecios ligaron su cuarto mes consecutivo de avances, aunque el alza fue menor a la de periodos anteriores debido a las afectaciones sobre la demanda causadas por el rebrote de contagios.

La actividad manufacturera de China, el segundo mayor consumidor de petróleo a escala mundial, creció a su menor ritmo en 17 años durante julio debido a que la demanda se redujo por primera vez en más de un año.

El petróleo ha devuelto algunas de las ganancias de la semana pasada en respuesta a los datos más débiles de China y las preocupaciones por la propagación de la variante delta

dijo Ole Hansen, jefe de investigación de materias primas de Saxo Bank, citado por Bloomberg

China experimenta un alza de infecciones por coronavirus, mientras que Tailandia extenderá las restricciones sociales y Sidney reportó un récord de casos diarios, lo que amenaza el panorama de consumo en la región Asia-Pacífico.

En Estados Unidos, en tanto, la actividad manufacturera se desaceleró a su nivel más bajo desde enero, para ubicarse en 59.5 puntos, en medio de la escasez global de materias primas.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus aliados comenzaron a aumentar la producción, como parte de un acuerdo que implica que la alianza agregará al mercado 400,000 barriles diarios mensuales entre agosto y diciembre.

Los niveles de producción del grupo conocido como OPEP+ subieron en julio a su nivel más elevado desde abril de 2020, mes en el que comenzaron los recortes récord para estabilizar las oferta e impulsar el precio del barril.

En otro hecho que los operadores siguen de cerca, Estados Unidos acusó el domingo a Irán por el ataque mortal contra un petrolero gestionado por un multimillonario israelí frente a las costas de Omán, algo que Teherán niega.

El petrolero “Mercer Street” fue atacado con un dron el jueves en el norte del Océano Índico, en un operativo que mató a dos miembros de la tripulación.

También lee: Exxon y Chevron vuelven a las ganancias por recuperación de los precios del crudo

Con información de AFP