México requiere crecer más para disminuir pobreza. Fotoarte: Cristian Laris.

6 de agosto 2019 | 5:00 am

La lucha para disminuir los niveles de pobreza en México se ha estancado y el país parece haber perdido una década en el combate de este problema social, por lo que si se quiere revertir esta situación tendrá que acelerar el crecimiento económico.

En 2018, el número de mexicanos que vivía en situación de pobreza fue de 52.4 millones, desde los 49.5 millones de 2008, de acuerdo con la última medición del Consejo Nacional para la Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) publicada este lunes.

En los últimos 10 años el crecimiento promedio de la economía fue de 2.1% anual, insuficiente para disminuir los niveles de pobreza, a lo que, además, se le suma una alta concentración del ingreso.

En términos relativos, la población en situación de pobreza pasó de 44.4 a 41.9% entre 2008 y 2018, una reducción de apenas 2.5 puntos porcentuales.

La razón fundamental de los logros tan limitados tiene que ver por un lado con la falta de crecimiento, que no ha generado mejores empleos remunerados, y por otro, la política social ha estado incompleta, le ha faltado un componente muy importante que le da la seguridad social

comentó Rodolfo de la Torre, director especialista en desarrollo social con equidad del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY).

El informe del Coneval arroja que el ingreso de los hogares y el acceso a la seguridad social (población con acceso a servicios médicos y ahorro para el retiro) son dos de los temas más preocupantes.

La población con ingreso inferior a la línea de pobreza extrema por ingresos (valor de la canasta alimentaria) sumó 21 millones frente a 18.7 millones de 2018, mientras que la población con ingreso inferior a la línea de pobreza por ingresos (canasta alimentaria más no alimentaria) fue de 61.1 millones desde 54.7 millones de 2008.

En lo que respecta a la carencia de acceso a la seguridad social, 71.7 millones de personas no contaban con ello, una disminución de apenas 800,000 desde 72.5 millones de 2008.

En este sentido, José Nabor Cruz, secretario ejecutivo del Coneval, comentó que si bien se requiere de un mayor crecimiento, no hay una cifra puntual que garantice menores niveles de pobreza.

Son variables que van más allá (…) Es por un lado el tema de la informalidad; 25 y 28% del PIB es generado por la economía informal. Y hace 10 años, entre 11 y 12% del total de trabajadores ganaban más de cinco salarios mínimos, ahora ese porcentaje se redujo a aproximadamente 4%. Son algunas de las variables que han incidido

dijo Nabor Cruz en conferencia.

De acuerdo con datos del INEGI, solo 2.46 millones de personas ganaban más de cinco salarios mínimos al cierre de 2018, frente a 4.93 millones de finales de 2008.

El secretario ejecutivo del Coneval comentó que, además casi 60% de los programas sociales de la administración pasada tuvieron resultados insuficientes, “si bien podemos abrir el debate y análisis sobre las causales hay una tendencia en el estancamiento”.

“El crecimiento económico es muy importante cuando está bien repartido”, dijo Agustín Escobar, investigador académico y miembro del Comité Ejecutivo del Coneval.

El ingreso familiar no solo es insuficiente sino que muestra una elevada concentración. En 2018 el décimo decil de los hogares reportó ingresos 26 veces más que el primer decil.

En este contexto, John Scott, miembro del Comité del Coneval, comentó que México también requiere de una reforma fiscal que sume mayores recursos a las arcas públicas.

“Es factible que en el corto plazo (los programas sociales) ayuden pero es difícil que sean sostenibles para el combate a la pobreza.  Lo que requieren para dejar de ser pobres no es transferencias sino un empleo bien remunerado y eso se da en una economía con crecimiento”, dijo De la Torre.

Por lo pronto, las expectativas de crecimiento para el país han sido recortadas por gran parte de los especialistas y a lo mucho se espera un crecimiento de 0.9% para este año.