fbpx

8 de enero 2019 | 11:38 am

El gobierno federal, de la mano del Banco de México y la Asociación de Bancos de México (ABM), presentó el programa de impulso al sector financiero, que buscará aumentar la inclusión financiera para apoyar el crecimiento económico y combatir la desigualdad.

En el Salón Tesorería del Palacio Nacional, el titular y el subsecretario de Hacienda presentaron a varios representantes del sector financiero los ocho puntos principales del plan.

Arturo Herrera, subsecretario de Hacienda, dijo que para acelerar el crecimiento económico y disminuir la desigualdad se requieren cambios al marco financiero del país, ya que entre 1990 y 2017, el PIB per cápita ha crecido en promedio sólo 1.10%, mientras que en países como República Dominicana y Chile se expandió 1.37 y 3.5%, respectivamente.

Uno de los principales puntos del plan es acelerar la inclusión financiera para que los jóvenes de entre 15 y 17 años puedan abrir una cuenta bancaria sin la necesidad de ir acompañados por uno de sus padres o tutores.

Hacienda estima que hasta 6.9 millones de jóvenes puedan beneficiarse. De ellos, 1.4 millones son parte de la población ocupada y 3.3 millones son susceptibles de alguna de las becas que ofrecerá el gobierno federal y para lo cual requieren de una cuenta bancaria.

Para esto, Marcos Martínez, presidente de la ABM, dijo que los bancos no cobrarán comisiones a los beneficiarios de los programas sociales del gobierno.

Otro de los puntos será el desarrollo de una banca digital para que las poblaciones rurales sin acceso a servicios bancarios puedan acceder a estos por medio de sus teléfonos celulares, para lo cual, Banxico ya trabaja desde hace unos meses en el diseño de la aplicación, que funcionará con la tecnología del código QR.

Menos efectivo

Alejandro Díaz de León, gobernador de Banxico, dijo que en una primera fase habrá una prueba de adhesión voluntaria para que las instituciones financieras se unan y en el tercer trimestre de este año será obligatorio que todas las que participan en el SPEI se adhieran.

Con lo anterior se buscará disminuir el uso de efectivo y que establecimientos comerciales también usen esta herramienta.

También se impulsará la apertura de créditos asociados a la nómina con cualquier banco para que todos los trabajadores puedan usar sus cuentas bancarias de nómina como fuente de pago para todo tipo de créditos con cualquier institución financiera.

Así como mayor flexibilidad al régimen de inversión de las Afores. Esta medida busca inducir la inversión productiva de largo plazo y promover el ahorro voluntario.

Adicionalmente, las autoridades trabajarán con las Afore para que éstas reduzcan sus comisiones.

No sólo debe haber comisiones bajas sino rendimientos sustantivos a largo plazo

Carlos Urzúa, secretario de Hacienda

Reconfiguración de la banca de desarrollo. Esta medida pretende alcanzar a 15 millones de nuevos usuarios en zonas rurales y municipios marginados que no cuentan con servicios de banca múltiple, para lo cual Bansefi se reconfigurará en el Banco del Bienestar y se establecerá un grupo financiero para atender al sector agropecuario.

Esquema para incentivar las Ofertas Públicas Iniciales y la compra de bonos corporativos. Cuando haya una OPI se otorgará una tasa de 10% del ISR sobre la ganancia en la enajenación y para la compra de bonos corporativos se dará la acreditación del 100% de la retención del ISR para extranjeros residentes con inversiones de deuda corporativa.

Regulación de reportos y préstamo de valores.  Se actualizará la legislación para que un mayor número de entidades financieras haga estas operaciones y además se flexibilizar la gama de títulos que los intermediarios podrán prestar.

Mayor flexibilidad a intermediarios financieros. Banxico y otras autoridades financieras fortalecerán el esquema de financiamiento a las empresas por medio de la autorización a instituciones financieras, entre ellas las Afores, para que puedan dar y recibir en préstamo los valores emitidos por dichas empresas.

Comparte