SHCP incrementa IEPS para productos que dañan la salud

22 de septiembre 2022 | 5:00 am

Advertisement

 

Los impuestos son uno de los temas que más incomodan a los ciudadanos; sin embargo, en algunas ocasiones pueden resultar beneficiosos para evitar el consumo de algunos productos que dañan la salud o bien, pueden resultar una ‘jugosa’ bolsa de dinero para el gobierno. 

Prueba de ello, son los ingresos que espera obtener la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) en 2023 por el cobro del IEPS en productos como cigarros, refrescos y comida ‘chatarra’, pues dejarían un total de 190,401.9 millones de pesos.

Esta recaudación significaría 8.2% más en términos reales y respecto a lo que se aprobó en este año en la Ley de Ingresos de la Federación (LIF).

Lamentablemente, los análisis que se han hecho sobre el efecto de estos impuestos nos dicen que el consumo no ha reaccionado en la dirección que se esperaba. El consumo y el gasto en este tipo de productos se mantiene en términos generales

comentó Leticia Armenta, directora del Centro de Análisis Económico del Tecnológico de Monterrey. 

Leer más: SAT va por mayor recaudación de impuestos y perfila captar 4.6 billones de pesos 

Tabaco, la adicción que más abona al gobierno 

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), la aplicación de impuestos es la medida más ‘eficaz’ para reducir el consumo de tabaco y los costos de atención de salud.

El organismo internacional detalló que los impuestos deben ser suficientemente altos para colocar sus precios por encima del crecimiento de los ingresos. Un aumento de 10% en el precio del tabaco reduce su consumo en 4% en los países de altos ingresos y 5% en las naciones con ingresos medianos y bajos. 

Durante 2022, en México se espera recaudar 48,408.3 millones de pesos, según la LIF; mientras para 2023 la proyección alcanza los 50,114.5 millones de pesos, lo que significa una variación anual de 3.5%. 

Lo anterior coloca a los tabacos labrados como la adicción que más suma a los ingresos federales, por encima de productos como las bebidas alcohólicas, la cerveza y bebidas refrescantes, bebidas saborizadas y comida “chatarra”. 

En México, el IEPS para productos de tabaco comenzó a cobrarse desde 1981 y en la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador no solo se ha mantenido, sino que cada vez abona más a las arcas del gobierno.

El aplicar este tipo de impuestos era para canalizar los recursos hacia el sector salud, lo cierto es que eso pues no se ha cumplido. Vemos que las instituciones de salud pública están muy mermadas en términos de sus recursos y la pandemia nos reveló, todavía con mayor crudeza, esta situación

dijo la especialista del Tecnológico de Monterrey. 

Leer más: ¿Cuánto recibió el gobierno por el cobro de impuestos en productos que dañan la salud?

Bebidas que dañan, pero suman a los bolsillos

Si bien, una forma de combatir el consumo de las bebidas alcohólicas es el aumento de impuestos, la recaudación de este gravamen refleja que su consumo no se reduce.  

Según el estimado de la ILIF 2023, las bebidas alcohólicas dejarán impuestos por 26,503.9 millones de pesos, cifra 25.2% mayor, en términos reales, en comparación con los 21,177.7 esperados para este año. 

La cerveza y otras bebidas refrescantes son de las predilectas de los mexicanos, y aunque en menor cantidad, también ayudan a que los ingresos de la federación se incrementen.

Para el próximo año la administración encabezada por Andrés Manuel López Obrador espera que los impuestos de estos productos asciendan a 46,351.0 millones de pesos, es decir, 3.5% más que en 2022. 

Refrescos dejarán 35,555 mdp

Una tercera categoría de bebidas que cuenta con el IEPS desde 2014 son las saborizadas, sin embargo, poco se ha podido hacer para disminuir su consumo.

Según un informe de la Organización Panamericana de Salud, un aumento del 25% en el precio de las bebidas azucaradas como resultado de impuestos selectivos conduciría a una reducción del 34% en el consumo de estas bebidas.

El incremento en la recaudación por concepto del IEPS de bebidas saborizadas de 2022 a 2023 será apenas de 2.8%, al pasar de 34,598.1 millones de pesos a 35,555.7 millones de pesos.

Hay una población que consume este tipo de bebidas básicamente porque suple una ingesta calórica que en términos de ingreso le resulta más accesible qué otras fuentes más saludables pero que quedan más lejanas al bolsillo

indicó Leticia Armenta.

IEPS bebidas saborizadas

 

Leer más: Gobierno debe trabajar más en evasión y elusión para no aumentar impuestos: Yorio

IEPS a comida “chatarra”

México ocupa el quinto lugar de obesidad a nivel mundial y se espera que siga avanzando, ya que la cifra de personas en esta condición aumentará 35 millones en la próxima década, según la Federación Mundial de Obesidad.

Para combatir este problema de salud, en la reforma hacendaria de 2014 se creó el IEPS para los alimentos no básicos con alta densidad calórica, mejor conocida como comida “chatarra”.

Y aunque la problemática no ha mejorado a nivel salud, la recaudación sigue en crecimiento año con año. Ejemplo de ello, es que de 2022 a 2023 la federación espera recaudar 18.2% más impuestos.

IEPS Comida chatarra

Leer más: Paquete Económico 2023: ¿hay responsabilidad legal por el despilfarro?

Por: Alberto Martínez