tasas-fed

16 de junio 2022 | 12:00 pm

El aumento de las tasas de interés por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) tiene como objetivo reducir la inflación más alta en 40 años que superó el 8% anual en los últimos meses, sin embargo, los estadounidenses seguirán enfrentando precios elevados en la gasolina y comestibles.

En vista de que el mayor aumento de tasas en un cuarto de siglo no brindará un alivio inmediato de la inflación, hará falta tiempo para que los costos de endeudamiento más altos alivien las presiones sobre los precios.

Será un período incómodo en el que la inflación será alta y los costos de endeudamiento también aumentarán

dijo a Reuters Kathy Bostjancic de Oxford Economics.

Mercado inmobiliario, sensible a las tasas de interés

Uno de los sectores que la Fed ha estado observando de cerca es el mercado inmobiliario sensible a las tasas de interés, donde los precios han subido 38% desde el comienzo de la pandemia. 

El aumento ha sido impulsado por los bajos costos de endeudamiento, establecidos por la Fed para amortiguar la economía de la pandemia de COVID-19, satisfaciendo un aumento en la demanda y una escasez continua de propiedades en venta.

Las tasas hipotecarias aumentaron considerablemente desde que la Fed comenzó a determinar a finales del año pasado que endurecería la política monetaria, con la tasa de contrato promedio en una hipoteca de tasa fija a 30 años alcanzando el 5.65% la semana pasada, el nivel más alto desde finales de 2008, según Mortgage Bankers. 

Mientras tanto, las acciones de Wall Street se desplomaron en los días previos a la subida de tipos del miércoles, ya que a los inversionistas les preocupaba que una política monetaria mucho más estricta llevaría a la economía estadounidense a la recesión en lo que resta de 2022 o en 2023.

Lo que suceda con las acciones en las próximas semanas y meses dependerá en gran medida de si los inversionistas creen que la Fed logrará controlar la inflación sin hundir el crecimiento. Una buena lectura de eso puede requerir otros meses de inflación y otros datos

dijo Marvin Loh de State Street.

También lee: Fed quiere ‘apagar’ a la inflación y sube tasa de interés en 75 puntos base

¿Y el costo del gas?

El alza de tasas por parte de la Fed no reducirá el costo del gas ni comestibles en Estados Unidos, ya que es una de las dificultades que enfrenta la Reserva Federal.

Al aumentar las tasas, puede enfriar la demanda en la economía al encarecer los costos de los préstamos, lo que empuja a los consumidores y las empresas a reducir el gasto, sin embargo, no puede hacer nada con respecto a los ‘shocks’ de oferta.

El aumento en los precios mundiales de los alimentos se debe principalmente al impacto de la invasión rusa a Ucrania, dos potencias exportadoras de granos que representaron el 24% de las exportaciones mundiales de trigo por valor comercial, el 57% de las exportaciones de aceite de semilla de girasol y el 14% del maíz en 2016 hasta 2020, según datos de UN Comtrade.

Préstamos de bancos también aumentarán su costo

Los estadounidenses que tengan préstamos pendientes sin tasas de interés fijas, sostendrán un aumento en los costos de pagos automáticos y tarjetas de crédito.

En vista de que la Fed no controla lo que cobran los bancos o los concesionarios de automóviles por dichos préstamos, las tasas de las tarjetas de crédito y los préstamos para automóviles suelen aumentar cuando lo hace la tasa de política monetaria.

Además, la deuda de los hogares ha estado aumentando rápidamente, con un aumento de más del 8% en el crédito al consumo en el primer trimestre a 1.5 billones de dólares, según mostró una encuesta reciente de la Fed.

¿Fed afectará al mercado laboral?

La Fed, como mínimo, provocará un período de crecimiento económico más lento, pero los inversionistas se muestran escépticos de que la Reserva pueda lograr sus objetivos sin inducir una recesión, a menudo definida como dos trimestres consecutivos de crecimiento negativo.

También los formuladores de políticas de la Fed creen que aún pueden evitar un gran aumento en el despido de trabajadores por parte de las empresas. 

Eso se debe a que, según se piensa, la tasa de desempleo es actualmente baja con un 3.6%, según los estándares históricos, y hay casi dos puestos vacantes por cada trabajador, por lo que es posible que las empresas reduzcan las ofertas de trabajo sin eliminar los puestos de trabajo reales.

Sin embargo, el presidente de la Fed, Jerome Powell, reconoció el miércoles que la tarea se está volviendo más difícil. 

Si la Fed puede reducir la inflación cerca de su objetivo del 2% mientras mantiene la tasa de desempleo en el pronóstico medio del banco central de 4.1% en 2024, “sería un resultado exitoso”, afirmó.

Te puede interesar: ¿Qué sigue para Banxico tras la subida de la Fed?

Inversionistas preparados para la recesión

La fe de los inversionistas sobre la economía estadounidense está puesta a prueba, ya que el movimiento alcista de la Fed suscita preocupaciones sobre una posible recesión, además de sopesar operaciones más volátiles en el futuro.

Además, los analistas e inversionistas consideran que es más probable que haya una recesión después de que la Fed elevó las tasas de interés en 75 puntos base, su mayor aumento desde 1994, comprometiéndose a realizar más medidas importantes para combatir el aumento de la inflación.

Si bien las acciones subieron después del anuncio de la Fed, pocos creen que las ventas masivas de acciones estarán cerca de un punto de inflexión hasta que haya señales claras de que la inflación está disminuyendo. 

Mientras tanto, el S&P ha bajado 22.2% en lo que va de año y se encuentra en un mercado bajista.

Por otro lado, el alza de tipos del miércoles estuvo acompañada de una rebaja de la perspectiva económica de la Fed, y ahora se prevé que el crecimiento se desacelerará por debajo de la tendencia del 1.7% este año. 

Los analistas debaten si la Fed tendrá un “aterrizaje forzoso” al poner a la economía en recesión mientras aumenta las tasas, o si puede frenar la inflación mientras frena el crecimiento, lo que significa un “aterrizaje suave”.

Wells Fargo ve probabilidad de recesión del 50%

Por su parte, los analistas de Wells Fargo dijeron que las probabilidades de una recesión ahora son de más de 50%. Otros bancos que han advertido sobre el aumento de los riesgos de recesión son Deutsche Bank y Morgan Stanley.

A pesar de la confianza de Powell en que los formuladores de políticas podrían diseñar un aterrizaje suave, otros tienen menos confianza en que la economía saldría ilesa de lo que está en camino de ser el ciclo de ajuste más agudo desde 1994

Los analistas de ING dijeron que moverse “más y más rápido tiene un costo económico” y que los crecientes riesgos de recesión significan que los recortes de tasas estarán en la agenda para el verano de 2023.

Una recesión podría significar más dolor para un mercado de valores ya maltratado. Los mercados bajistas acompañados de una recesión tienden a ser más largos y pronunciados, con una caída media de alrededor del 35%

según mostraron los datos de Bespoke Investment.

No te pierdas: Así impactaría a México una recesión en EU