fbpx

11 de octubre 2019 | 5:00 am

Los hoteles boutique son buen negocio. El grupo de Newport Beach, California, Preferred Hotels & Resorts, experto en este segmento a nivel mundial, acaba de incorporar cuatro nuevas propiedades a su portafolio global, con lo que suma ya 70 ubicaciones en México.

Esta adición consolida al país como el segundo mercado más importante para la marca, después de Estados Unidos. En total, la región de América del norte agrupa el mayor número de hoteles, con 332, por encima de Europa.

“Desde que dimos la bienvenida a nuestro primer hotel mexicano en 1999, hemos ampliado de forma constante nuestra cartera de propiedades independientes de alta calidad en todo el país, aumentando nuestra presencia de marca tanto en destinos de ocio como en ciudades clave de negocios”, destacó Lindsey Ueberroth, CEO de Preferred Hotels & Resorts en un comunicado enviado a medios.

Marival Distinct Luxury Residences en Nuevo Vallarta, Marival Armony Luxury Resort & Suites en Punta MIta Nayarit y Live Aqua Urban Resort San Miguel de Allende son las nuevos integrantes de la cadena de hoteles boutique más grande del mundo.

El concepto de los hoteles boutique sigue en expansión, principalmente por distinguirse de la estandarización de entre otras marcas.

“Se asocia con una nueva forma de ver la hospitalidad, donde no sólo se trata de un lugar pequeño, con un número reducido de habitaciones, una decoración lujosa, ubicación privilegiada y un diseño único, sino que involucra sobre todo un servicio distinto”, destaca la investigación ‘Factores determinantes de la competitividad en hoteles boutique’, publicada por la Universidad Autónoma del Estado de México.

Sin embargo, los hoteleros independientes pueden sufrir presión al competir con los operadores globales “por la disolución del Consejo de Promoción Turística de México y el cierre de las oficinas de turismo internacional de Visit México en el extranjero””, dijo Antonio Vera, Director Regional de México para Preferred Hotels & Resorts.

Además compiten con Airbnb u otras plataformas de alojamiento por los viajeros jóvenes de entre 25-30 años, identificados como los principales usuarios de este servicio.

A nivel mundial, México se destaca como destino de inversión hotelera. Se encuentra en la séptima posición por número de habitaciones, con 769,000, de las cuales el 25% son de cinco estrellas, según datos de la Secretaría de Turismo.