3 de junio 2020 | 12:10 pm

Warner Music, uno de los tres sellos discográficos más importantes del mundo, regresó este miércoles a Wall Street tras nueve años de ausencia con la mayor oferta pública inicial en el mercado de valores de Estados Unidos de este año.

La discográfica, que aparecerá en el Nasdaq con el símbolo WMG, fijó un precio inicial de 25 dólares por acción y puso a la venta 77 millones de títulos, según un comunicado del grupo este miércoles. La compañía dijo que recaudó más de 1,900 millones de dólares.

Las acciones de Warner Music cerraron con un alza de 20.5%, a 30.12 dólares.

El precio de la acción debió haber sido fijado en la noche del martes, pero de acuerdo con varios medios, la empresa prefirió retrasar el anuncio en el marco del movimiento Blackout, en apoyo a las protestas contra la brutalidad policial hacia la raza negra.

Warner había pospuesto su reingreso a la bolsa debido a la pandemia de coronavirus, que afectó duramente a la industria de la música, en particular los conciertos.

Un informe del banco Goldman Sachs proyecta una caída del 25% en los ingresos mundiales del sector, pero es más optimista para 2021.

El fondo Access Industries del multimillonario ruso-estadounidense Len Blavatnik, quien compró el sello discográfico en 2011 por 3,300 millones de dólares y deslistó a la empresa, se quedará con lo recaudado y mantendrá su participación mayoritaria.

Martes negro

Las principales discográficas anunciaron el lunes la iniciativa Blackout Tuesday.

Este movimiento implicó la suspensión de sus negocios y su actividad en redes sociales, además del impulso en el trabajo con las comunidades para combatir la desigualdad racial después de protestas en Estados Unidos ocasionadas por el asesinato de George Floyd, un hombre negro que estaba bajo custodia policial.

Varios artistas importantes también se han pronunciado en respuesta a la muerte y las manifestaciones posteriores, algunas de las cuales se han vuelto violentas.

“Estamos con la comunidad negra”, dijo Universal Music, parte de Vivendi, en su cuenta de Twitter, que presentó el hashtag #TheShowMustBePaused.

“El negocio de la música en WMG no continuará como de costumbre”, escribió Warner Records en su cuenta, en referencia a Warner Music Group. Agregó que contribuirá con Black Lives Matter y otros grupos que luchan contra la “injusticia racial”.

Sony Music hizo un anuncio similar, mientras Interscope Geffen A&M, parte de Universal, dijo que no lanzará música nueva esta semana.

En un comunicado al personal durante el fin de semana, el presidente ejecutivo de Universal, Lucian Grainge, dijo que la compañía estaba creando una fuerza de trabajo para mejorar su desempeño en inclusión y justicia social.

“Esta semana, una vez más, vimos las realidades más dolorosas de nuestra sociedad acerca de raza, justicia y desigualdad reveladas -cruel y brutalmente- a la dura luz del día”, escribió.

Soldados de la Guardia Nacional fueron desplegados en 15 estados y en el distrito de Washington, en un intento por sofocar la violencia en las manifestaciones.

Las protestas se desataron tras la difusión de imágenes de video que mostraban a un policía blanco de Minneapolis sujetando a Floyd, de 46 años, mientras le presionaba la rodilla contra el cuello durante casi nueve minutos, antes de morir el 25 de mayo.

Varios artistas se unieron a las protestas durante el fin de semana.

Con información de Reuters y AFP