El dueño de Vips y Starbucks en México desarrolla su app de pedidos de comida a domicilio.

14 de enero 2019 | 5:00 am

Alsea le quiere decir adiós a UberEats, Rappi y SinDelantal para dar paso a su nuevo sistema de entrega de alimentos en México, y que los analistas han bautizado como Delivery.

Es así como la empresa pretende darle una mordida al mercado nacional de la entrega de comida en línea, que tuvo un valor de 1,043 millones de dólares al cierre del 2018 en el país. En los siguientes cinco años, este segmento tendrá un crecimiento promedio anual de 17%, de acuerdo a un reporte de la consultora Statista.

Hasta septiembre del año pasado, Alsea contaba con 400 restaurantes en México que ofrecían sus productos a través de tres plataformas móviles de entrega de comida a domicilio, que son UberEats, Rappi y SinDelantal, bajo su propio sistema de entregas.

En esa fecha, el 50% de los restaurantes Burger King en México, que eran 214 unidades, ya tenían el servicio de pedidos a través de canales digitales incluyendo el propio y el de terceros.

Alsea también contaba con 90 cafeterías de la marca Starbucks habilitadas con el plan de entrega. También contaba con programas piloto en restaurantes de otras marcas que controla, como Vips, de acuerdo con la última conferencia telefónica con inversionistas que tuvo la empresa.

Para Delivery estamos haciendo una doble estrategia. Una a través de terceros y la otra por medio de nuestras propias capacidades de entrega que hemos desarrollado internamente

Gerardo Rojas, CEO de Alsea, en conferencia con analistas.

De acuerdo con Verónica Uribe, analista de Monex, el plan de Alsea es tener el control total de los pedidos vía internet y entrega a domicilio y así dejar de ocupar a terceros para este propósito.

“Será una inversión que se hará de forma paulatina, pero arrancará para todas las marcas. Se apalancará en las aplicaciones de terceros para tener presencia y tener tiempo para desarrollar su propia plataforma que pueda funcionar”, comentó Uribe.

La analista añadió que no sacará sus restaurantes de las apps de entrega de comida hasta que la propia sea más sólida.

EL CEO contactó a Alsea, pero la empresa evitó dar más detalles.

¿Cuáles son los beneficios?

Además de ser un canal de venta con una tasa de crecimiento de doble dígito, los consumidores que usan ese canal gastan más dinero comparado con un consumo en tienda.

“En Burger King México, que ya opera el 50% de los restaurantes con esta modalidad, las órdenes duplican el ticket promedio al de una orden regular”, dijo Rojas a finales de octubre pasado en la más reciente reunión con analistas.

Para Uribe, las fotografías dentro de su menú digital lucen más apetecibles que la presentación final de los alimentos, haciéndolos más propensos a desembolsar una mayor cantidad de dinero.

Esta es la segunda vez que Alsea incursiona en el desarrollo de una aplicación móvil de pedidos en línea. Fue pionera con la entrega a domicilio bajo la marca Domino’s Pizza desde 26 años fue el primer restaurante de Alsea que contó con su propia app para pedir, personalizar y recibir la pizza en casa, a mediados del 2017.

“Alsea ya tiene experiencia en el segmento de delivery porque así inició la empresa con Domino’s. La firma tiene estrategias claras para hacer crecer este segmento e incluir a todos sus restaurantes”, comentó Verónica Uribe, de Monex.