amsofipo sofipos sofomes

26 de agosto 2022 | 5:00 am

Advertisement

Querétaro.- Las Sociedades Financieras Populares (Sofipos) no presentan un impacto en sus fuentes para obtener recursos por los casos de Unifin, Crédito Real y AlphaCredit, empresas que desataron incertidumbre sobre el sector de instituciones financieras no bancarias.

No tenemos un problema de fondeo (…) En este momento tenemos una liquidez muy alta en contraste con lo que podemos ver en otros sectores

dijo en entrevista David Romero Morfín, presidente de la Asociación Mexicana de Sociedades Financieras Populares (Amsofipo).

Explicó que esto se debe a que las Sofipos son instituciones que están reguladas y que son supervisadas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Banco de México (Banxico) y la Comisión Nacional de Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), por lo que su principal fuente de fondeo es la captación tradicional.

Crédito Real y AlphaCredit operan bajo la denominación de Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Sofomes) no reguladas y por ley no pueden captar recursos, además de que están sujetas a la inspección y vigilancia de la CNBV, pero solo para verificar el cumplimiento de las disposiciones preventivas de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo.

Las Sofomes únicamente pueden adquirir préstamos y créditos de instituciones de banca múltiple, destinados a la realización de sus operaciones, así como emitir obligaciones subordinadas y demás títulos de crédito para su colocación en el mercado de valores.

También lee: Sofomes buscan dar seguridad a inversionistas y usuarios a través de este cambio

Mientras que Unifin, que este mes se declaró incapaz de cumplir con algunos pagos a sus acreedores, es una Sociedad Anónima Bursátil (SAB) que emite bonos y obtiene líneas de crédito para tener capital.

Sofipos, alternativa atractiva para usuarios

Romero Morfín señaló que el fondeo de las Sofipos a través de la banca o el mercado bursátil son alternativas. Incluso, enfatizó que estas sociedades pagan rendimientos atractivos a las personas que depositan sus ahorros.

En el tema de la captación estamos creciendo a doble dígito en una economía que está creciendo alrededor de 2% o 3%. Que crezcan las fuentes de fondeo habla muy bien de la confianza que tienen las personas en estas instituciones

dijo.

Las declaraciones del presidente de la Amsofipo se producen después de que analistas han advertido que los problemas financieros de las tres compañías tendrán afectaciones en diversos sectores debido a la falta de confianza de los inversionistas.

AlphaCredit fue la primera de estas empresas que presentó problemas y este año entró a concurso mercantil. Mientras que Crédito Real cayó en default en febrero y busca acogerse a un proceso de reestructura simultáneo en México y Estados Unidos.

No te pierdas: Unifin tiene adeudos con Nafin, Banco Azteca, Banamex y otros más

Sofipos trabajan para mejorar calificaciones

En la séptima convención de la Asociación Mexicana de Sociedades Financieras Populares (Amsofipo), el presidente de la Condusef, Óscar Rosado Jiménez, reveló que al revisar los productos y servicios que ofrecen las Sofipos, el sector obtuvo una calificación de 7.7 en 2021.

Durante 2022 se realiza la supervisión de los productos tarjeta de débito y crédito simple con garantía liquidable o prendaria, y la primera calificación que fue reprobatoria, aunque la segunda calificación se encuentra en el proceso de evaluación.

Al respecto, Romero Morfín mencionó que las Sofipos trabajan en mejorar la información que se da a los usuarios en los contratos de los servicios financieros que otorgan para mejorar las calificaciones.

Las Sofipos hacemos esfuerzos de capacitación y reforzamiento de los aspectos que necesitamos cuidar. No veo una circunstancia de mala fe, más bien es un tema de llenar correctamente los formularios que nos pide la autoridad

expuso.

Detalló que el sector en su conjunto tiene niveles de liquidez y capitalización por encima de lo que requiere la regulación, así como niveles de morosidad razonables y que se han recuperado tras las afectaciones de la pandemia de COVID-19.

Las 40 Sofipos que operan en el país han crecido sus activos a un total de 36,428 millones de pesos al año, con una captación de 25,145 millones, alcanzando un nivel de capitalización de cerca de 230%, mientras que el mínimo que pide la CNBV es de 131%.

Advertisement