fbpx
Donald Trump

30 de octubre 2018 | 8:53 am

El presidente Donald Trump quiere abolir por decreto el derecho a la ciudadanía que se otorga a todos los que nacen en territorio estadounidense, según una entrevista con Axios para HBO divulgada este martes.

“Somos el único país del mundo donde, si una persona llega y tiene un bebé se convierte en ciudadano de Estados Unidos… con todos los beneficios”, dijo en la entrevista televisada. “Es ridículo, es ridículo, y tiene que terminar”.

La propuesta se produce poco antes de las elecciones legislativas, en cuya campaña el mandatario ha buscado colocar a la migración en el centro del debate.

No obstante, la propuesta está lejos de convertirse en realidad, pues modificar la Constitución implica procedimientos que no incluyen al decreto presidencial.

En la entrevista, el mandatario dijo que prevé firmar un decreto para que los niños nacidos en territorio estadounidense de padres inmigrantes, en situación irregular o no, no se beneficien más de ese derecho.

A diferencia de lo que afirma Trump, EU no es el único país que otorga la ciudadanía por nacimiento, pues esto sucede en una treintena de países, aunque entre las economías desarrolladas, solo ocurre en Estados Unidos y en Canadá.

¿Realmente se puede?

Más allá de la resistencia que la propuesta pueda generar, los expertos cuestionan que el presidente pretenda acabar mediante un decreto con este derecho garantizado por la Constitución.

“Siempre me dijeron que se necesita una enmienda constitucional. ¿Adivina qué? No es así”, señaló Trump. “Está en proceso. Se va a hacer con un decreto”, aseveró.

Las enmiendas en la Constitución no pueden ser anuladas por un decreto presidencial y Trump necesitaría el voto de dos tercios de ambas cámaras del Congreso o mediante una convención institucional convocada por dos tercios de legislaturas estatales.

Esta declaración se suma a ya otras acciones radicales que el mandatario ha puesto en marcha para de cara a las elecciones. Ayer el gobierno de Estados Unidos anunció que enviaría a más de 5,000 soldados a su frontera sur para evitar el paso de la caravana migrante de centroamericanos.

Pence apoya

El decreto que Donald Trump está considerando para limitar la ciudadanía por nacimiento no entraría en conflicto con la Constitución de Estados Unidos, dijo el martes el vicepresidente Mike Pence.

“… La Corte Suprema de los Estados Unidos nunca se ha pronunciado sobre si el lenguaje de la enmienda 14, sujeto a su jurisdicción, se aplica específicamente a las personas que están en el país ilegalmente”, sostuvo Pence en una entrevista con el medio local Político.

Con información de Reuters