29 de abril 2021 | 8:14 am

El PIB de Estados Unidos creció 6.4% a tasa real ajustada anualizada en el primer trimestre de 2021, luego de avanzar 4.3% en el último periodo de 2020, según los datos publicados este jueves por el Bureau of Economic Analysis (BEA).

Sin embargo, el dato quedó por debajo del 6.6% esperado por el mercado.

“El aumento del PIB real en el primer trimestre reflejó aumentos en los gastos de consumo personal, la inversión fija no residencial, el gasto del gobierno federal, la inversión fija residencial y el gasto de los gobiernos estatales y locales, que fueron parcialmente compensados ​​por disminuciones en la inversión privada en inventarios y las exportaciones”, de acuerdo con BEA.

Por el lado del consumo personal se reflejaron aumentos en bienes duraderos (liderados por vehículos y refacciones), bienes no duraderos (liderados alimentos y bebidas) y servicios (liderados por servicios de alimentación y alojamiento).

Mientras que el aumento en el gasto del gobierno federal reflejó principalmente un aumento en los pagos realizados a los bancos para procesar y administrar las solicitudes de préstamos del Programa de Protección de Cheques de Pago, así como la compra de vacunas COVID-19 para su distribución al público.

El PIB en dólares corrientes aumentó 10.7%, o 554,200 millones de dólares, en el primer trimestre a un nivel de 22.05 billones.

La inflación entre enero y marzo se aceleró a 3.5%, de acuerdo con el BEA.

La segunda estimación para el primer trimestre, basada en datos más completos, se publicará el 27 de mayo.

Para todo el año, la Reserva Federal estima un crecimiento de 6.5%, tras la contracción de 3.5% en 2020.