fbpx
desarrollo tulum

23 de junio 2019 | 5:00 am

A nivel mundial, la industria de la construcción es responsable del 19.94% de las emisiones de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera, según las cifras más actualizadas del Banco Mundial.

La cifra únicamente contempla la quema de combustible de la industria y no considera consumo energético, demanda de recursos naturales o impactos ambientales generados por la selección de materiales.

Ante esta situación, algunos arquitectos y desarrolladores han comenzado a generar edificaciones con el objetivo no solo de que no tengan impacto negativo, sino que ayuden a mitigar la contaminación existente.

Central Park Tulum

Se trata de un complejo residencial ubicado entre la selva de Tulum en el estado de Quintana Roo.

La obra, para la cual se destinan 25 millones de dólares, busca ser cero emisiones por lo cual ha instalado sistemas inteligentes para regular el consumo energético en las unidades residenciales.

desarrollo tulum

Cortesía Los Amigos de Tulum

También instalaron plantas de tratamiento de aguas residuales, estación de carga de autos eléctricos y un sistema de generación eléctrica a través de luz solar. Los paneles están dispuestos en forma de flor y “siguen” la luz solar a lo largo del día.

Otra de las características es que en el desarrollo se encuentra la primera torre de aterrizaje para drones tripulados; los cuales funcionan también con energía solar.

Amager Bakke

En Copenhague, Dinamarca, el estudio de arquitectura Bjake Ingels Group (BIG) diseñó una planta que convierte los residuos en energía, fue inaugurada en 2011 y desde el 2018 han estado trabajando mejoras.

planta copenague

Imagen de Aldo Amoretti. Tomada de ArchDayli

La intención del despacho es que la planta de tratamiento además se convierta en un espacio público. En los meses de verano la azotea del edificio tendrá senderos para realizar caminatas y correr, patios de recreo, instalaciones para acondicionamiento físico y muros para escalar.

Durante los meses de invierno se añadirán 500 metros más para pistas de esquí que el mismo despacho diseñó.

Hotel Nodo

En Chile, un conglomerado de inmobiliarias y constructoras desarrollan un edificio que es capaz de eliminar la contaminación ambiental. Es el primero en su tipo en Latinoamérica.

El Grupo Alpa, constituido por la empresas MaxiK, Caprioli, Breti, Neuralis e Inmobiliaria Suecia, invierte 23 millones de dólares para la construcción de este hotel.

Cortesía prensa Hotel Nodo

Según medios locales, la obra será capaz de eliminar componentes contaminantes del ambiente cuando estos entren en contacto con la superficie del inmueble, hecha con una cerámica desarrollada en Italia llamada Hydrotec.

El revestimiento reacciona con la luz solar descomponiendo y neutralizando nitrógeno, óxidos de azufre y anula sustancias nocivas. La obra estará en marcha a partir del tercer trimestre del año. Estiman que en cuanto a purificación del aire, 150 metros de esta tecnología equivalen a 1,000 metros cuadrados de bosque.

Con información de ArchDayli y Construcción Latinoamericana