fbpx

27 de diciembre 2018 | 5:00 am

De los 10 primeros lugares del Índice de Multimillonarios de Bloomberg, seis son fundadores de los gigantes tecnológicos como Google, Facebook, Microsoft, entre otros, sin embargo Jeff Bezos, CEO de Amazon, fue el único que aumentó su fortuna.

Bezos es la persona con la mayor fortuna del mundo desde octubre de 2017, fecha en la que desbancó a Bill Gates. Es propietario de 16% de las acciones de Amazon, mismas que representan la mayor porción de su fortuna. El ejecutivo de 54 años también es dueño del Washington Post desde 2013.

La riqueza de Bezos creció 20.79% del 20 de diciembre de 2017 al 20 de diciembre de 2018, lo que representa 21,000 millones de dólares. El crecimiento de la misma va de la mano con el de Amazon.

Amazon no sólo domina el sector del comercio electrónico, sino que su servicio de nube Amazon Web Services (AWS) es el más grande del mundo (con Microsoft en el segundo puesto). Tan solo en los primeros nueve meses del año AWS tuvo ingresos por 18,200 mdd.

De acuerdo con la compañía de asesoramiento financiero, Motley Fool, en los próximos cuatro años AWS triplicará su crecimiento llegando a valer hasta 350,000 mdd.

Sin malas noticias

De acuerdo con el director de inversiones de Black Wallstreet Capital México, Juan Carlos Minero, la gigante del e-commerce creció a un ritmo acelerado gracias a que no tuvo malas noticias en números ni grandes escándalos a diferencia del resto de las FAANG (Facebook, Amazon, Apple, Netflix y Google) cuyo ajuste durante el año fue pronunciado.

Minero mencionó también que la decisión de abrir dos plantas en Estados Unidos, en las que destinará 5,000 millones de dólares y creará 50,000 empleos posiciona a Amazon pues es notoria la inversión en su crecimiento.

El aumento en el consumo a través del comercio electrónico, que tan solo en la temporada navideña -del 1 de noviembre al 25 de diciembre- fue de 110,600 mdd de acuerdo con Adobe Analytics, fue también un factor que benefició a la gigante minorista.

De acuerdo con un comunicado lanzado luego de Navidad, Amazon rompió récord de ventas navideñas ya que durante la temporada decenas de miles de personas se suscribieron al servicio Amazon Prime, modalidad mediante la cual más de 1,000 millones de artículos fueron enviados en Estados Unidos.

La bocina inteligente de la compañía, Alexa, ayudó a impulsar las ventas de la tecnológica sobre todo en el último mes del año.  

Los menos afortunados

Bill Gates, el segundo hombre con el mayor patrimonio del mundo, redujo su fortuna este año 758 mdd, lo que representa un 0.8%.

Actualmente la mayor parte de su fortuna se atribuye a Cascade Investment, la empresa de inversión y holding fundada por él. Gates es también propietario de 1.3% de Microsoft. Su participación accionaria dentro del gigante del software representan 10,000 millones de su fortuna.

Dentro de los perdedores también está Mark Zuckerberg, fundador de Facebook, quien es propietario de 13% de la tecnológica, lo que representa la mayor parte de su riqueza.

El CEO de la red social que posee más de 2,000 millones de usuarios tuvo un año complicado luego de los escándalos sobre vulneración en Facebook. Uno de los más destacados fue Cambridge Analytica y el hackeo a más de 50 millones de cuentas.

De acuerdo con Business Insider, Zuckerberg perdió más dinero este año que cualquiera de los 500 más ricos del mundo.  

El creador de la marca más valiosa del mundo Google, Larry Page es según el índice el octavo hombre más rico del mundo. Su fortuna, al igual que la de casi todos los ‘techies’, decreció en 2018.

Page es dueño de 6% de las acciones de Alphabet, lo que representa 20,000 millones de dólares de su fortuna.

Alphabet -que tiene como fuente principal de ingresos a Google- tuvo una acción con crecimiento de hasta 19.59% en el último año, sin embargo, factores como el cierre de Google Plus y el mega hackeo de la misma que vulneró la información de por lo menos 52.5 millones de usuarios opacaron su año.

La fortuna de Larry Ellison, fundador y CEO de Oracle bajó 5.3%. Ellison es dueño de 40% de las acciones de su empresa, mismas que conforman la mayor parte de su fortuna. Entre los eventos que movieron sus acciones, está la caída de clientes de Oracle en junio, aunque luego la empresa vio una recuperación.  

El cofundador y presidente de Alphabet, Sergey Brin, cuenta con el 5.5% de las acciones de la compañía, y al igual que Page tuvo una pérdida durante el año luego de los problemas sobre regulación que Google tuvo, sobre todo en Europa, y las multas antimonopolio por prácticas anticompetitivas con Android.