fbpx
100 días amlo | El CEO

En medio de percepciones mixtas para las inversiones en México, los inversionistas extranjeros han acelerado la compra de deuda del gobierno.

La tenencia de valores gubernamentales en manos de extranjeros -Cetes, bonos a largo plazo, Bondes D y Udibonos- se ubicó en 2.27 billones de pesos el 8 de febrero, un máximo histórico, mientras que al 25 de febrero sumó 2.22 billones de pesos, según los datos más recientes del Banco de México (Banxico).

Estos activos se han visto favorecidos por las altas tasas de interés que imperan en México y, en momentos en que los bancos centrales más importantes del mundo han relajado su política monetaria, lo que les brinda un mayor atractivo a los activos mexicanos.

Un bono mexicano a 10 años (M10) pagaba el viernes un rendimiento de 8.06%, frente a 2.62% de un Bono del Tesoro de Estados Unidos.

Una tasa de interés atractiva y la estabilidad de la moneda local son clave para mantener el atractivo de la deuda mexicana.

"

El alto carry (pedir prestado en países que tienen una tasa de interés relativamente baja para invertir en un país con altas tasas) que tiene el peso, frente a muchas monedas emergentes, junto con la posibilidad de políticas monetarias laxas de los bancos centrales desarrollados hará que nuestra moneda se mantenga fuerte en las siguientes semanas"

Publicó SIF ICAP en un reporte

En la zona euro, el Banco Central Europeo prepara una nueva serie de estímulos económicos, tal como lo hizo en la crisis de 2008, con los que reduciría los costos de financiamiento para empresas y hogares, debido a la desaceleración de su economía.

En Estados Unidos, la Reserva Federal ha puesto en pausa su alza de tasas y el mercado estima que la tasa de interés se quedará en su rango de 2.25 a 2.50%. De esta manera, los activos mexicanos se vuelven más atractivos para los foráneos.

Pero en los siguientes meses podría esperarse una menor tenencia si el Banco de México reduce su tasa de interés, por la desaceleración que ha tenido la inflación.